Características y cuidados del alcornoque

Publicado por Covadonga Carrasco, 11 Abr 2014

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Conoce algo más sobre los alcornoques

El alcornoque pertenece a la familia Fagaceae, cuyo origen es endémico de la región mediterránea occidental. Se trata de un árbol cubierto por una gruesa corteza que produce el corcho. De tamaño medio o grande, llega incluso a alcanzar los 25 metros de altura. Es muy similar a la encina, pero es más fácil distinguirlo por tener la corteza mucho más gruesa y esponjosa.

LO QUE DEBES SABER...
  • Fruto: es una bellota alargada y vellosa que madura a lo largo del otoño y parte del invierno.
  • Corcho: lo que más se aprovecha del alcornoque es el corcho, usado para fabricar tapones, aislantes e incluso tejidos.
  • Cuidados: es un árbol que necesita mucha luz y aguanta bien el calor, pero no soporta zonas demasiado secas.

Cuando el árbol es joven presenta un porte erecto, que va inclinándose y retorciéndose con los años. Tiene una copa densa y extensa, redondeada e irregular.

 

Un árbol que florece en primavera

Como comentábamos antes, su corteza, que nos da corcho, es muy gruesa, agrietada y grisácea. Cuando se extrae esta parte, el tronco queda con un aspecto rojizo.

El alcornoque florece en primavera y a veces de forma intermitente hasta el verano y el otoño.

En cuanto a su fructificación, el aspecto del fruto es en bellota alargada y vellosa en el ápice. Su cúpula tiene las escamas inferiores cortas y las superiores alargadas y algo revueltas. La bellota madura durante el otoño y parte del invierno.

Podemos encontrar alcornoques en los países del oeste del Mediterráneo, tanto en el sur de Europa como en el norte de África. Los terrenos en los que crece son silíceos, sueltos y permeables. Necesita una gran intensidad de luz y resiste bien el calor, aunque no crece en buenas condiciones cuando el clima es demasiado seco.

Además, estos árboles suelen propagarse por semillas sin necesidad de someterlas a un período de estratificación.

 

El corcho, su principal beneficio

Además de su principal aprovechamiento, el corcho, también se utiliza la bellota una vez cae del árbol.

En cuanto al corcho, este tiene múltiples aplicaciones como tapones, materiales aislantes y tejidos.

La corteza del alcornoque es muy rica en taninos y es utilizada para curtir los cueros. Su madera es dura y se ha usado a menudo en la fabricación de herramientas.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios