Tipos de plumas en las aves

Publicado por Patricia Arroyo, 30 Sep 2014

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Diferentes tipos de plumas en las aves

Hoy queremos hablaros de una de las partes más importantes para la supervivencia y buena salud de un ave, sus plumas. Y es que, dependiendo de la especie de ave que sea, tendrá un color o forma distinta a las de cualquier otra. ¡Descubramos los diferentes tipos de plumas!

LO QUE DEBES SABER...
  • Plumas de vuelo: ayuda a las aves a volar y a controlar los cambios de dirección en el aire.
  • Plumón: actúan como aislamiento térmico y permiten que las aves acuáticas puedan flotar.
  • Plumas de contorno: esenciales para evitar mojarse en las épocas de lluvia. 

Algunas aves necesitan sus plumas para protegerse del frío y de la luz del sol, así como para evitar posibles rasguños y heridas. Otras, sin embargo, las utilizan para poder nadar. Pero sin duda, para todas las especies, el estado de las plumas indica si goza de buena o mala salud.

 

Clases de plumas  

-Plumas de vuelo: como el nombre bien indica, este tipo de plumas ayuda a las aves a volar y a controlar los cambios de dirección en el aire. Son asimétricas, duras y largas, y están ubicadas en la parte de las alas y en la cola. Las plumas de vuelo situadas en las alas reciben el nombre de rémiges o remeras, mientras que las de la cola son retrices o timoneras.

Si alguno de vosotros tenéis en casa como mascota un ave voladora, siempre podéis cortar, con ayuda de un veterinario, las plumas primarias de vuestra ave. De esta forma, evitaréis que vuele lejos en caso de que se escape.

-Plumas de contorno: envuelven todo el cuerpo, son muy suaves y también aportan color y forma al ave. Además, las plumas de contorno son esenciales para protegerse de la lluvia, ya que al resbalar el agua por ellas, evitan mojarse. Pueden alinear sus plumas al estar unidas a un grupo de músculos.

 

Otros tipos de plumas

-Las semiplumas: se encuentran debajo de las plumas de contorno y su principal propósito es el aislamiento. Gracias a ellas el ave puede protegerse de las bajas temperaturas y de la luz solar directa del sol.

-El plumón: permanece por debajo del resto de plumas, rozando la piel del ave. Además de actuar como aislamiento térmico, permite que las aves acuáticas puedan flotar.

-Las filoplumas: se sitúan por debajo de las plumas de contorno, unidas a unos receptores sensoriales que se encuentran en la base de la pluma. Se encargan de enviar información sobre el aislamiento y posición de las plumas.

-Las cerdas: permanecen alrededor del pico de las aves insectívoras. Su función sensorial permite captar insectos en pleno vuelo.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos