Home > Hogar > Ahorro en el hogar > Frigorías: qué son y cómo entenderlas

Frigorías: qué son y cómo entenderlas

Mujer congelada frente a un aire acondicionado
3 Min de lectura
Si vas a comprar un aire acondicionado debes asegurarte de que no consumirá más de lo necesario, pero tampoco se quedará corto. ¿Cómo saberlo? Con las frigorías. Te explicamos qué son y cómo calcular las que necesitas en tu caso.
Los años de experiencia de MAPFRE en el sector nos avala como fuente de información veraz y práctica, ayudándote en tus tareas diarias sobre temas como bricolaje, limpieza del hogar y animales de compañía. | Web

El equipo de redacción de MAPFRE lleva más de diez años investigando y publicando artículos relacionados con el mundo del hogar, con temáticas como bricolaje, recetas de cocina y limpieza del hogar, entre otras. No te pierdas todos nuestros consejos y guías para hacer de tu casa el hogar con el que siempre has soñado.
Los años de experiencia de MAPFRE en el sector nos avalan como fuente de información veraz y práctica, ayudándote en tus tareas diarias.

A la hora de comprar un aire acondicionado es importante verificar que el aparato tenga la capacidad justa para conseguir la mejor refrigeración, es decir, que no consuma ni más ni menos de la energía necesaria para enfriar una estancia. Para saber qué potencia es la más adecuada debemos fijarnos en las frigorías.

¿Qué son las frigorías?

Una frigoría (fg) es una unidad de energía que se usa para medir la absorción del calor de cualquier sistema de refrigeración, y se corresponde con el número de kilocalorías (Kcal) que absorbe dicho aparato durante una hora. Por ejemplo, un aire acondicionado de 2.000 fg/h extraerá 2.000 Kcal/h.

¿Cómo pasar frigorías a kilovatios?

Una frigoría son 1,163 vatios.

1.000 vatios (1 kW) equivalen aproximadamente a 860 frigorías por hora.

Por tanto, una frigoría por hora equivale a 0,001163 kW.

Sabiendo esto, podemos aplicar una sencilla fórmula para pasar de frigorías a kW, que sería la siguiente:

Nº frigorías x 0,001163 = kW

  • Ejemplo:

Queremos saber cuántos kW son 2.000 frigorías por hora. Aplicamos la fórmula y nos da como resultado 2,326 kW:

2.000 x 0,001163 = 2,326 kW

¿Cuántas frigorías debe tener mi aire acondicionado?

Los aires acondicionados para el hogar suelen tener entre 2.000 y 6.000 frigorías. Pero para saber el número exacto que necesitamos y no pasarnos ni quedarnos cortos debemos tener en cuenta el volumen de la estancia, es decir, sus metros cúbicos.

Lo ideal es que haya 50 frigorías por cada metro cúbico. Así pues, debemos multiplicar los metros cúbicos por 50 frigorías.

  • Ejemplo:

Queremos saber cuántas frigorías debe tener un aire acondicionado para refrescar una estancia de 35 m2, cuyas medidas son 7 m de largo, 5 de ancho y 2,5 de alto. Para calcular los metros cúbicos debemos multiplicar las tres cantidades:

7 x 5 x 2,5 = 87,5 m3

Ahora solo tenemos que multiplicar los metros cúbicos (87,5) por 50 frigorías:

87,5 x 50 = 4.375

Por tanto, para mantener fresca esa estancia sin consumir más energía de la necesaria necesitamos un aparato de aire acondicionado con una potencia frigorífica de 4.375 frigorías.

Este cálculo nos ofrece una aproximación a lo que necesitamos, pero hay que tener en cuenta que también influyen otros factores, como la orientación de la estancia (si es sur hay que incrementar las frigorías un 15 por ciento), el número de personas que la habitan, cómo son las ventanas, etc.

Una vez comprado el aparato, recuerda que tu Seguro de Hogar MAPFRE te ofrece un servicio de reparación de electrodomésticos de gama blanca para que, a pesar de los imprevistos, tu casa esté siempre a la temperatura que quieras.

Calcula tu seguro ahora

Elige otro seguro a calcular

Publicado por Blog Hogar MAPFRE
- 28 Oct, 2021

Comentarios (0)

Te puede interesar

Viviendas con contenedores marítimos en un puerto

7 Min de lectura

La arquitectura industrializada ha llegado para quedarse. Entre todas sus vertientes, hoy destacamos las viviendas resueltas con contenedores marítimos, una solución económica y sostenible con el medio ambiente.

regulador solar PWM

4 Min de lectura

PWM es un tipo de regulador solar que se coloca en las instalaciones fotovoltaicas para controlar la entrada de energía en las baterías. Este tipo de aparatos son imprescindibles en cualquier sistema de paneles por diferentes motivos que detallamos a continuación.

Mujer abrigada y con gesto de frío sentada en el sofá de una casa

7 Min de lectura

Las estufas de parafina son una excelente alternativa en aquellos hogares en los que no hay sistema de calefacción. Te contamos qué tipo de estufa es más recomendable, que necesitas para instalarla y todos los detalles.

Diferentes materiales sostenibles

6 Min de lectura

La construcción sostenible implica la elección de materiales responsables para lograr un impacto ambiental reducido y una arquitectura sostenible.

Suscríbete a nuestro boletín

Consigue tu recetario

0