Tipos de mordaza para tus trabajos

Publicado por canalHOGAR, 22 Ene 2016

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Tipos de mordazas

Las mordazas son una herramienta imprescindible para cualquier trabajo de bricolaje. Especialmente recomendadas para realizar trabajos de soldaduras o pegados, las mordazas o ‘tornillos de banco’ son elementos que se encargan de fijar piezas de materiales para que mantengan la postura adecuada mientras estamos trabajando.  

Las características de las mordazas vienen determinadas por sus medidas pero también, por las formas de sus guías, la longitud de las bocas y el tipo de base, fija o móvil. Las mordazas de base giratoria o móvil pueden ir montadas sobre un plato circular que se gradúa. Normalmente se sujetan a la mesa de trabajo mediante la utilización de tornillos o de otra mordaza.

También tienen diversos tipos de accionamiento que pueden ser: neumático, manual e hidráulico. Las primeras y las últimas consiguen que automaticemos la apertura y el cierre de las mordazas así como la presión que se hace para apretar.

Imprescindible en tu caja de herramientas

Para realizar trabajos seguros y cuando las piezas son delicadas es necesario contar con algunos accesorios como las galteras, unas fundas que pueden ser de corcho, plomo, cuero o nailon y que sirven para proteger las mordazas.  

Este tipo de herramienta facilita notablemente nuestro manejo a la hora de llevar a cabo diferentes trabajos de bricolaje. Por norma general nuestro maletín de herramientas ha ido llenándose de diferentes tipos de accesorios, algunos que se han convertido en imprescindibles y otros que probablemente no sepamos para qué sirven. En este caso las mordazas son accesorios que nunca deben faltar en él porque seguro que nos sacarán de más de un apuro.

Tipos de mordazas para tus trabajos

Existen tres tipos de mordazas que resultan las más comunes en los lugares de trabajo o incluso en el maletín de herramientas de nuestra casa.

- Mordaza clásica de tornillo: esta mordaza se fabrica en una amplia variedad de tamaños y en materiales como metal y madera. Conviene tener más de una y colocarlas cuando las guardemos en un soporte resistente y por orden de estatura, para poder elegir de un solo vistazo la que necesitamos en cada momento.

- Mordaza de avance fijo o progresiva: también la podemos encontrar en varios tamaños y ofrece la gran ventaja de poder ajustarse solo con una mano, lo que facilita mucho el manejo en los trabajos de bricolaje. También nos permite percibir mejor la fuerza que ejercemos al unir piezas, por lo que es ideal para los trabajos más delicados.

- Mordaza de pinzas de muelle: son mordazas que se encargan de mantener la presión sobre algún encolado de objetos pequeños permitiéndonos hacer otra cosa al mismo tiempo. Tiene la misma ventaja que la mordaza de avance fijo, también se coloca con una sola mano.

Ahora que ya conoces los tipos de mordaza para tus trabajos de bricolaje, te conviene contar con la mejor protección para que nada interrumpa tus labores con un Seguro de Hogar MAPFRE con las mejores garantías para ti y para los tuyos. 

LO QUE DEBES SABER...
  • Galteras: se usan cuando los materiales son frágiles y es necesario cubrir las mordazas.
  • Accionamiento: puede ser neumático, manual o hidráulico.
  • Tipos: clásica de tornillo, de avance fijo y de pinzas de muelle.


Comentarios (2)

ivo steeven comento el 22/10/2015 a las 23:23

Las mordazas pueden ser de dos tipos: de base fija o giratoria. Estas últimas pueden ir montadas sobre un plato circular que se gradúa.

canalHOGAR comento el 27/10/2015 a las 11:25

Hola Ivo. Lo sentimos, pero no entendemos la pregunta que nos haces. Por favor, ¿podrías reformularla? Gracias

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos