///Qué mampara de la ducha elijo

Qué mampara de la ducha elijo

5 minutos | Según el tipo de ducha o bañera que tengas en casa, existe una mampara perfecta para ti. Analizamos todos para que escojas el tuyo.

Una mampara de ducha constituye el sistema más práctico para evitar que se salga el agua hacia el exterior. Aíslan casi al 100% la zona de la ducha, evitando que el baño acabe lleno de salpicaduras.

Cada vez más hogares cuentan con una mampara de baño en lugar de las clásicas cortinas de ducha que no ofrecen tanta efectividad a la hora de mantener a raya el agua cuando nos duchamos.

Si tú también estás pensando en poner una en tu baño, o en cambiar esa vieja mampara de ducha que ya tienes, es el momento de encontrar el modelo que mejor se ajuste a tus necesidades.

Porque no todos los baños tienen el mismo espacio ni la misma disposición, en las tiendas de bricolaje podemos encontrar muchos tipos de mamparas que se adaptan a cada hogar. Nosotros las hemos dividido en 3 grupos diferentes, y te contamos cómo adaptar la mampara de ducha a las medidas, estilo de tu baño, y también a tu presupuesto.

Tipos de mampara y consejos para elegir la tuya

A la hora de elegir la mampara de baño más adecuada para tu casa, el primer aspecto que hay que tener en cuenta es el tipo de ducha o de bañera en la que vayas a instalarla.

Es el momento de analizar la distribución de tu baño, el espacio disponible, y encontrar el modelo que te resulte más práctico y cómodo para tu día a día.

Los tipos de mamparas de ducha se pueden diferenciar según su apertura. Para baños más pequeños, es preferible que la apertura no robe demasiado espacio, resultando mucho más cómoda.

Sea cuál sea tu elección, un acierto seguro es elegir una mampara de cristal totalmente transparente. Tanto en un baño grande como pequeño, lograremos una sensación de amplitud mayor, dejando pasar la luz y despejando el espacio.

Te contamos cuáles son los principales tipos de mamparas para el baño, y en qué baño encajan mejor.

Mamparas fijas

Como su propio nombre indica, no se pueden mover. No tiene puertas que se abran, aunque en ocasiones sí que tienen instalada una bisagra para poder moverla, facilitando la salida o la entrada a la ducha.

Las que son totalmente fijas suelen ser de un material más grueso y resistente. Son muy seguras, y además ofrecen un sellado perfecto, para que no haya riesgo de fugas.

¿Cuándo elegir una mampara de ducha fija?

Este tipo de mampara suele cubrir una parte de la ducha o la bañera, generalmente la mitad de esta. Son prácticas cuando tenemos en casa una bañera amplia o un plato de ducha de mayor tamaño.

También se suelen usar como pared auxiliar para la ducha, evitando así limitar el paso de luz en el baño, al incorporar una separación totalmente transparente. Prueba a rodear un plato de ducha con mampara en todos sus laterales, y tu baño se verá más amplio sin muros extra.

Son más prácticas para familias sin niños pequeños, ya que al quedar descubierta una parte, hay que tener cuidado de que no salga el agua por este lado. Sin embargo, son las más elegantes por su sencillez, muy duraderas, de fácil limpieza y mantenimiento.

Mampara corredera

Cuentan con dos o más puertas que quedan superpuestas cuando se abren. Se deslizan horizontalmente, ocupando un mínimo espacio cuando están abiertas.

mamparas baños pequeños

Suelen tener una estructura transparente, de cristal o de materiales plásticos, montada sobre un marco y un raíl de metal, que por lo general suele ser de aluminio para hacerlas más ligeras.

Ventajas de las mamparas correderas

La gran ventaja de una mampara corredera es el poco espacio que ocupan cuando se abre. Sus puertas son finas, quedando una pegada a la otra cuando necesitamos entrar o salir de la ducha.

Al cerrar las puertas corredizas, toda la ducha queda aislada, impidiendo que salga agua. Es necesario que las uniones entre las puertas estén aseguradas, para que no se fugue ni una gota de agua.

Sin embargo, quizás no son las más cómodas de limpiar. Entre las puertas quedan algunos huecos en los que se puede acumular la humedad y la suciedad. Precisan de un mantenimiento periódico para que estén siempre limpias, con la posibilidad de desmontarlas por completo para facilitar esta tarea.

Mamparas de puerta plegable

La última opción de mampara de ducha que te proponemos es la que incluye una puerta plegable. Otro formato que permite ahorrar espacio en el baño, con un diseño que apenas ocupa espacio cuando están totalmente abiertas o cerradas.

Las mamparas plegables incluyen un sistema de puerta con dos o más hojas, según la distancia que ocupe. Las hojas suelen ser estrechas, para que al plegarlas ocupen lo mínimo posible. Su estructura también va montada sobre un marco y un raíl, para asegurar su mecanismo de apertura.

¿Por qué elegir mamparas de ducha plegables?

Este tipo de puerta está diseñado para un baño que no dispone de mucho espacio. Sin embargo, sí que requiere un poco más de espacio para hacer la apertura. Las puertas se suelen plegar hacia el interior, por lo que el fondo de la ducha o la bañera debe ser lo suficientemente amplio como para que quepa una persona al mismo tiempo que se abre la puerta.

Son muy cómodas de usar, tanto para adultos, personas mayores y niños. También tienen la ventaja de que al abrir las puertas, estas quedan en un lateral, dejando los frontales totalmente despejados. Por esta razón suelen ser las elegidas como mamparas frontales cuando el espacio de la ducha o la bañera es más largo que ancho.

Resultan fáciles de limpiar, y aunque también necesitan algo de mantenimiento, no te llevará mucho tiempo tenerlas como nuevas durante muchos años.

Según la distribución de la ducha o la bañera, así como del espacio del que dispongas en tu baño, y las necesidades de las personas que lo usan a diario, tienes muchos tipos de mampara de ducha entre los que elegir. Escoge la que más te guste y haz de tu baño un lugar mucho más cómodo y limpio.

2020-08-06T12:08:48+00:001 agosto, 2019|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.