Home > Jardinería > Jardines > Cómo colocar e instalar pavicésped en tu propio jardín
Detalle de pavicésped

Cómo colocar e instalar pavicésped en tu propio jardín

canalHOGAR

  6 min 

14 Sep 2021
6 Min de lectura Una solución estupenda para un pavimento mixto es el pavicésped: adoquines con perforaciones para dejar pasar el césped a través. Se trata de losetas de hormigón capaces de soportar grandes cargas de tránsito a la vez que el jardín no pierde su encanto.

Es posible que tengamos alguna zona en nuestro jardín o en nuestra parcela en la que queramos colocar un pavimento que sea útil, pero sin renunciar a la sensación de naturaleza que las plantas naturales nos aportan. Una buena solución para alternar ambos mundos es el pavicésped.

Se trata de unas celosías de cemento o unas losetas de hormigón para césped que se colocan en el suelo y nos permiten circular con nuestro coche perfectamente a la vez que continuamos teniendo un “suelo verde” y un jardín vegetal.

Estas celosías son muy fáciles de instalar y requieren de muy poco mantenimiento. En este tutorial aprenderemos paso a paso cómo hacerlo nosotros mismos y que herramientas necesitaremos.

Materiales, herramientas y requisitos previos

Para empezar, necesitaremos elegir el modelo de celosía que más nos guste o que mejor combine con el diseño de nuestro jardín, hay gran variedad, pero el más convencional es el que mostramos a continuación:


Se trata de piezas con huecos en forma de rombo que aportan una gran resistencia y soportan una carga elevada, como el paso de vehículos por encima de ella. Esto se debe a su estructura en zigzag y al material empleado, el cemento.

Como hemos dicho, podemos encontrar en el mercado infinidad de modelos y diseños, todos ellos totalmente preparados para realizar la misma función a la perfección, como con huecos redondos o huecos triangulares.


Aparte del material protagonista, necesitaremos otros complementarios y muy fáciles de conseguir, como son: arena, grava o sustrato natural.

En cuanto a las herramientas que vamos a utilizar, también son muy sencillas y podremos encontrarlas en cualquier tienda o almacén de bricolaje. Utilizaremos: una pala, una carretilla, unos testigos para hacernos de guías, (que pueden ser unos palos o cualquier tipo de bastón que podamos hincar en el terreno), un rodillo o una apisonadora eléctrica o manual y una pala pequeña de jardinería.

Guía paso a paso para la colocación del pavicésped

Antes de nada, tenemos que determinar y marcar correctamente la zona en la que vayamos a actuar, por ejemplo, pintar con una tiza la superficie de instalación.

  1. Una vez delimitada el área en cuestión, pasaremos a la limpieza y desbroce del terreno, utilizaremos la pala y la carretilla para retirar la tierra o las malas hierbas que podemos encontrarnos. La profundidad a la que debemos llegar excavando va a venir marcada por el grosor de las piezas de celosía más unos 15 cm extra (aproximadamente) de terreno que tendremos que compactar.
  2. Una vez limpia la zona de trabajo y excavada correctamente, pasaremos a compactar el terreno. Esto es muy importante ya que se entiende que van a circular vehículos por encima y es de vital importancia que el pavimento no se hunda ni tenga algún tipo de desplazamiento. Para ello echaremos una mezcla de gravilla y arena previamente mezclada ayudándonos de la carretilla y de la pala. Cuando vertamos la mezcla, procederemos a compactarlos ayudándonos de un rodillo o de una apisonadora, bien sea eléctrica o manual. Seguiremos echando la mezcla de grava y arena y compactando todo lo que podamos hasta llegar a los 15 cm que excavamos previamente.
Carretilla con una pala en un terreno

Fuente: http://bitly.ws/goiT

  1. Ahora llega el turno de la colocación de las piezas de celosía de cemento. Este paso es extremadamente sencillo, ya que solamente tendremos que ir dejándolas caer por gravedad y alinear bien una con otra.

  1. Una vez colocadas todas las piezas, procederemos a rellenar los huecos con sustrato natural, esta será la base de nuestro césped. Dejaremos unos 3 o 4 cm sin rellenar hasta el borde de las piezas. Para tener espacio a la hora de plantar las semillas. Existen muchos tipos de césped, así que tendremos que tener especial cuidado con la semilla que compramos y fijarnos bien que sean las idóneas para el uso y la zona climática en la que lo hagamos.
  2. Una vez plantadas todas las semillas, volveremos a echar un poco más de sustrato para taparlas, y dejaremos esta vez unos 2cm hasta llegar al nivel del suelo acabado.
  3. Limpiaremos la zona con la ayuda de una simple escoba y ya tendremos listo nuestro pavicésped. Ahora solamente tenemos que mantenerlo y regarlo las veces que sean necesarias en el periodo de tiempo oportuno. Esto lo determinará el tipo de césped y la periodicidad de la lluvia en nuestra ciudad.

Esta instalación es extremadamente sencilla, pero el trabajo en el jardín siempre puede acarrear algún tipo de problema o percance, para ello, contaremos con un Seguro de Hogar MAPFRE que nos aporte la tranquilidad suficiente para llevar a cabo todas estas labores sin preocuparnos lo más mínimo.

José Moreno Ferre

Arquitecto

También te puede interesar

Es recomendable seguir estos consejos para hacer tu casa segura.
¡No olvides contratar tu Seguro de hogar con MAPFRE que te ofrece asistencia en caso de rotura de cristales!

Comentarios (0)

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.