Inicio  /  Jardinería  /  Jardines  /  Cómo plantar lentejas en casa

Cómo plantar lentejas en casa

4 minutos | Si quieres disfrutar del placer del cultivo de tus propios alimentos, toma nota de cómo plantar lentejas en casa. Te contamos qué pasos debes seguir para conseguir una buena cosecha.

Los alimentos naturales como las frutas, verduras o las legumbres son imprescindibles para cuidar tu alimentación y llevar una dieta sana y equilibrada. Si, además, has optado por introducir productos ecológicos y has decidido cultivarlos tú mismo, sabrás lo satisfactorio que es poder comer algo que has visto crecer y has cuidado con mimo día a día. Para que puedas aumentar tu huerto, te mostramos cómo plantar lentejas en casa y cuidarlas de una forma sencilla.

Cómo plantar lentejas en casa

Las lentejas pertenecen a la familia de las legumbres y tienen un alto contenido en proteínas y fibra por lo que será ideales para las dietas veganas. Son ricas en vitaminas y minerales: vitamina B, magnesio, potasio o fósforo entre otros.  Entre sus beneficios también se encuentra el de regular los niveles de azúcar en sangre, por lo que sirven de ayuda para las personas que padecen diabetes.

Aunque necesitan mucho sol y un terreno que drene muy bien, su crecimiento se produce en los meses de invierno, por lo que deberás tener mucho cuidado con el lugar y el momento en el que las plantas. Las lentejas se encuentran dentro de vainas de color marrón que pueden contener de 2 a 4 semillas. Deberás prestar especial atención a las ramas de la planta ya que estas son bastante frágiles.

Debido a su período de maduración, será necesario que conozcas al calendario de siembra y comiences en los meses otoñales si el lugar en el que vives no cuenta con inviernos muy fríos. En el caso de que quieras cultivarlas en un clima con temperaturas más bajas, lo más recomendable es que lo hagas en primavera para evitar que se congelen.

Preparar semilleros

Las plantas de lenteja pueden plantarse directamente en el suelo o usando semilleros. En el caso de que decidas hacerlo usando el segundo método, será necesario que prepares un recipiente adecuado para que puedan desarrollarse. Coloca en el fondo del semillero una mezcla realizada con el suelo en el que vas a establecer las plantas y un poco de compost para aportarle los nutrientes necesarios. A continuación, introduce las semillas a una profundidad de unos 5 milímetros y deja una separación entre ellas de unos 4 centímetros.

Una vez que las semillas ya estén colocadas correctamente en el semillero deberás regarlas manteniendo una humedad constante que permita que la planta pueda germinar correctamente. Para lograr que la humedad y el calor se mantengan durante todo el proceso puedes usar papel de periódico para cubrir el semillero.  En 6 o 10 días las plantas ya estarán listas para trasplantarse.

Trasplantar las lentejas

Trascurrido el tiempo indicado y tras comprobar que las plantas ya han desarrollado al menos su segundo par de hojas definitivas, ya estarán listas para pasar a su nueva ubicación. Tendrás que preparar el suelo para conseguir que éstas puedan crecer adecuadamente.

Lo primero que debes hacer es añadir al terreno una capa de compost, es suficiente con que esta tenga un grosor de unos 2 o 3 centímetros. El espacio reservado para la nueva planta deberá ser lo suficientemente profundo para albergar sus raíces y necesitará estar separada del resto de plantas unos 20 centímetros. Cuando ya hayas realizado los agujeros, podrás sacar la planta del semillero, ten mucho cuidado al hacerlo ya que podrías dañar las raíces.

Hacer que crezcan sanas

Aunque se trata de una legumbre que no requiere mucha agua, es importante que la humedad del suelo sea la adecuada y que se mantenga de una forma constante. Para conseguir que las lentejas crezcan sin enfermedades, revísalas al menos una vez por semana y elimina las hojas muertas de las plantas. Para que los nutrientes puedan llegar correctamente comprueba que no existe maleza a su alrededor y que el suelo no forma una capa dura. En caso de ser así rómpela con mucho cuidado para evitar dañar la planta. Con estos consejos, conseguirás que en un periodo de entre 80 y 110 días tus lentejas ya estén listas para ser recogidas.

Cómo recogerlas y almacenarlas

Tres cucharas con distintas clases de lentejas

Fuente: http://bit.ly/2XN6wB2

Transcurrido su período de crecimiento ya podrás cultivarlas, para hacerlo será necesario que esperes a que la planta esté seca al menos en un 50 por ciento. En ese momento deberás cortarla para que la vaina no sufra daños.

Al cortar la vaina deposítala en una bolsa de papel, corta su tallo y colócala boca abajo, el objetivo es que la planta se seque completamente para poder obtener las semillas fácilmente. El proceso de cultivar las lentejas es muy sencillo, tan solo deberás agitar la bolsa y éstas se desprenderán rápidamente de la vaina.

Por último, abre la bolsa de papel y separa las lentejas del resto de elementos de la planta e introduce la semilla en botes de cristal. Para que se conserven en óptimas condiciones es necesario que el tarro no contenga restos de agua y que revises minuciosamente cada una de ellas para evitar que tengan gorgojos. Una vez introducidas en los recipientes adecuados tan solo deberás almacenarlas en un lugar fresco y seco para que puedas usarlas siempre que las necesites.

Como ves, cultivar lentejas no es muy complicado y tampoco necesitarás una gran infraestructura para ello, así que podrás plantarlas fácilmente en casa y disfrutar de legumbres totalmente ecológicas y saludables para preparar los platos más sabrosos que puedas imaginar.

2019-09-26T11:22:06+00:0014 septiembre, 2019|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.