Inicio  /  Bricolaje  /  Carpintería  /  Cómo colocar las molduras de la puerta sin clavos

Cómo colocar las molduras de la puerta sin clavos

4 minutos | Colocar molduras de puertas sin clavos es una forma efectiva de hacerlo, más sencilla y además no mancha. Te contamos cómo hacerlo.

Hasta no hace mucho, el único medio que había para colocar molduras era mediante puntas claveteadas con martillo o con una clavadora eléctrica al cerco de la puerta, lo que conllevaba después ocultar los clavos. Pero ya es posible colocar molduras de puertas sin clavos gracias a los modernos adhesivos de montaje cuyo uso se está imponiendo por su gran poder de adherencia, capacidad de relleno y por su comodidad y limpieza. La época de los clavos quedó para los hiloramas.

Las molduras a las que nos referimos son los listones de madera o aglomerado rechapado, de perfil uniforme, que se colocan alrededor de las puertas formando un marco decorativo en relieve, con los cuales se tapan las juntas entre las jambas y el dintel de la puerta y la pared.  Debido a esta función, se les suele denominar también tapajuntas.

Cómo cortar las molduras de las puertas

Sierra cortando una madera a inglete para colocar molduras puertas sin clavos

Fuente: http://www.freeimageslive.com

  • El primer paso a la hora de colocar molduras en puertas sin clavos es cortar las mismas a la medida deseada. Se puede hacer a inglete o en ángulo recto. Actualmente  se usa más está última modalidad, que resulta mucho más sencilla que la de inglete, y va muy bien para puertas lacadas y modernas. En este caso, las molduras son lisas y rectas y las verticales suelen tener un grosor ligeramente mayor que la que va en el dintel.
  • Para cortar las molduras necesitarás una sierra de costilla, una ingletadora, un metro, el adhesivo que más te guste y una pistola para aplicarlo, si es necesario.
  • Una vez cortadas las piezas a inglete o rectas, se procede a colocarlas observando los consejos dados anteriormente. Al colocar las piezas, hay que dejar una pequeña distancia al marco de la puerta. Se comienza por una de las verticales, utilizando un nivel para que quede recta. A continuación, se continúa con la otra vertical y, finalmente, la horizontal en la parte superior.
  • A medida que se van pegando, se pasa un trapo para quitar cualquier resto de adhesivo que haya salido. Si se han tomado bien las medidas, el trabajo resultará perfecto.

Cómo colocar molduras de puertas sin clavos

Para colocar molduras de puertas sin clavos existen diferentes tipos de adhesivos con distinta capacidad de agarre: sin disolventes, con disolventes y de poliuretano. Según los materiales a pegar se elegirá uno u otro. En nuestro caso, para colocar molduras de puertas sin clavos, se puede utilizar uno universal o exprés. Se ofrecen en distintos formatos: cartuchos para pistola; envase fácil, con cánula aplicadora, y en tubo.

A la hora de aplicar el adhesivo de montaje hay que tener claros ciertos conceptos:

  • El primero es la limpieza. Las superficies a pegar deben estar secas y limpias de polvo y grasa.
  • El producto se aplica solamente en una de las caras a pegar, mediante cordones en paralelo, en zigzag u ondulados o puntos, procurando que tengan un grueso uniforme. No poner demasiada cantidad ni tampoco muy cerca de los bordes para evitar que rebose por los lados al apretar la pieza contra el soporte y manche la madera.
  • Después de unir las piezas, hay que presionar durante unos instantes y, si hace falta, se sujeta con cintas, sargentos, etc. Es necesario esperar 24 horas para obtener la máxima resistencia.
  • Uno de los materiales a unir debe ser poroso. En este caso, en el que pretendemos colocar molduras de puertas sin clavos, como ambos materiales son porosos, no existe ningún problema.
  • Hay que trabajar con la máxima ventilación posible para evitar respirar los vapores que emanan algunos de estos productos que pueden ser perjudiciales para la salud. En caso de intoxicación, se recomienda visitar inmediatamente al médico.
  • Trabajar con guantes.
  • La limpieza de los utensilios se realizará con el producto recomendado por el fabricante. Si el adhesivo de montaje no contiene disolventes, basta el agua corriente. A este respecto, conviene saber que los adhesivos que van en tubos de plástico no contienen disolventes, mientras que los que van en tubos de aluminio sí los llevan.

Con este sistema, resulta muy fácil colocar molduras de puertas de una forma limpia y cómoda, sin necesidad de utilizar clavos y sin tener que disimular con enmasillados los agujeros de estos. Pero quizá no quieras complicarte la vida y prefieres que un experto se encargue del trabajo. en ese caso puedes contar con el Servicio de Bricolaje de MAPFRE.  ¡Infórmate de las ventajas de tener tu Seguro de Hogar con MAPFRE!

CALCULA TU PRECIO

2020-06-10T08:57:07+00:0025 febrero, 2020|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.