///Crea tu propio eternal terrarium paso a paso

Crea tu propio eternal terrarium paso a paso

4 minutos | Un eternal terrarium es la respuesta definitiva a los que quieren tener un poco de naturaleza en sus hogares, pero tienen todas las dificultades más habituales: falta de espacio, falta de tiempo y mala mano para las plantas. Dale una oportunidad y crea tu propio terrario.

Los eternal terrarium son los clásicos terrarios de siempre que permiten tener un ecosistema completo entro de un frasco de cristal y darle ese toque natural a tu casa. La noticia es que además, están de moda y puedes hacerlos tú mismo, lo que te permite elegir y personalizar al máximo eligiendo desde el recipiente hasta las plantas y la decoración.

Paso a paso para hacer un eternal terrarium

 Jarra de café con eternal terrarium en su interior

Elige el recipiente

prepareFrame(«recomendador_3», 18, document.location.href);

    Para facilitar al máximo el diseño y la creación de tu primer terrario se recomienda elegir un recipiente no demasiado grande y más bien sencillo y básico en formas como un bote normal de conserva para poder introducir y colocar las plantas y el resto de elementos con máxima comodidad.

    Es cierto que es muy sugerente elegir contenedores originales y a la moda como botellas o incluso, bombillas; pero si eres novato, lo mejor es empezar por algo sencillo para luego, en otras ocasiones, ser más ambicioso en la elección de la forma de tu terrario.

    Recuerda que es importante que el bote sea de cristal siempre transparente para dejar pasar la luz y que pueda cerrarse de forma completo y hacer vacío.

    Elige todos los elementos de abajo arriba

    • Gravilla

    El fondo de terrario se recubre con gravilla o algún tipo de sustrato similar compuesto de piedras pequeñas adaptadas al tamaño del recipiente. La función de esta primera capa es servir de filtro para que el agua no se acumule en el fondo de la tierra y evitar la propagación de factores que nocivos para que el ecosistema progrese y se mantenga.

    • Carbón

    Bajo ningún concepto renuncies a poner carbón a tu ecosistema en frasco, es imprescindible si quieres que no se arruine en poco tiempo. Hay que poner sobre las piedras y entre ellas, trozos de carbón lo más natural y sin aditamento. El carbón impide la formación de microorganismos que dañarían irremediablemente el ecosistema como hongos, enfermedades o toxinas. Se trata de regular.

    • Tierra

    La tierra debe ser lo más pura y natural que sea posible, sin abonos artificiales ni químicos. La cantidad depende de la profundidad del bote elegido y del tipo de plantas, pero cuenta con que es importante contar con, al menos, un par de dedos de tierra para que las plantas puedan desarrollar raíces fuertes y saludables.

    • Plantas

    La parte más personal y también la más visible de un terrario son las plantas que decidas introducir. Hay una gran variedad de posibilidades y es importante que si tienes dudas, consultes en tu vivero de confianza sobre las más adecuadas. Como norma general, elige plantas de pequeñas proporciones que resistan altas temperaturas y un grado de humedad elevado. Entre las habituales: musgo, plantas trepadoras, aéreas, orquídeas o helechos pequeños por ejemplo.

    • Decoración

    Seguro que te has fijado que hay terrarios con elementos decorativos como piedras vistosas o incluso elementos artificiales, sin embargo, no es lo más recomendable y actualmente se preconizan solo elementos naturales. Aún así si te gusta ese estilo, puedes añadir algún toque antes de cerrar el bote.

    • Agua

    Antes de cerrar el terrario necesitas ofrecerle la cantidad de agua justa para que se desarrolle y mantenga por sí mismo. Posiblemente es el toque más importante y puede ser también el  más complicado pues depende del tamaño y del tipo de plantas. En cualquier caso, se recomienda solo rociar con un pulverizador de agua no más de cuatro veces el conjunto desde la parte superior del bote.

    Mantenimiento de un terrario

    La gran ventaja de un eternal terrarium es que no necesita de tu cuidado ni de la acción humana. Te olvidas de regar, abonar o podar por ejemplo. Aun así es importante observarle y saber dónde colocarlo para que todo vaya según lo previsto, especialmente en las primeras semanas por si fuera necesario rectificar por ejemplo, la cantidad de agua.

    • Sol: necesita horas de luz solar, pero no sol directo.
    • Temperatura: colócalo en un lugar alejado de fuentes de calor como radiadores o aparatos de aire acondicionado. Debes ofrecerle, dentro de lo posible, temperaturas constantes y naturales.
    • Si has acertado con la cantidad de agua, las paredes del terrario se empañaran ligeramente por la mañana y al atardecer, el resto del día deben estar secas. Si no se da este efecto, hay que abrir el bote y poner más agua. Si, por el contrario, el cristal se torna turbio muchas horas o a menudo, hay exceso de humedad y tendrás que abrir para secar las paredes y eliminar el exceso hasta dar con el equilibro perfecto.

    Grandes ventajas de tener un terrario en casa

    Los aficionados a los terrarios aseguran que es una experiencia muy interesante, incluso para hacer con los más pequeños de la casa que quedarán muy sorprendidos al ver cómo evoluciona sin ninguna acción humana este tipo de ecosistema natural doméstico y creado por ellos mismos.

    Diseñar tu propio eternal terrarium te permite disfrutar de sus principales atractivos:

    • Tienes un entorno natural sin necesidad de cuidarlo.
    • Aportas un toque exclusivo y único a tu decoración.
    • Tienes un referente donde observar cómo evoluciona la naturaleza de forma libre.

    Si te aficionas a los ecosistemas en bote, una buena idea de decoración es poner un nuevo estante en tu salón o estancia preferida donde ir colocando todas tus creaciones. De colocar la estantería no tienes que encargarte tú, déjaselo al os profesionales del bricolaje con tu Seguro de Hogar MAPFRE.

    2020-08-26T10:47:00+00:0021 diciembre, 2018|

    Deja un comentario

    Información básica sobre Protección de Datos:
    En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.