Inicio  /  Jardinería  /  Plantas y flores de exterior  /  Cultivar lavanda en el jardín

Cultivar lavanda en el jardín

2 minutos | Aromática, vistosa y con infinidad de propiedades, la lavanda es además fácil de mantener. Conozcamos sus características y cómo cultivarla. 

LO QUE DEBES SABER…
  • Lavanda: es una planta muy aromática cuyos aceites esenciales tienen muchas propiedades.
  • Cultivarla: mejor al final del verano para que los brotes no sean leñosos y duros.
  • Pasos: cortar los tallos por debajo de los nudos y limpiarlos. Después plantar los esquejes en la tierra y regar bien pero sin exceso.

Su nombre viene del latín lavare, ya que sus flores se usaban con este fin en el agua de baño de la antigua Roma. Son unas 30 especies de la familia Lamiaceae, típicas de la cuenca mediterránea. Sus aceites esenciales tienen propiedades desinfectantes, cicatrizantes y antiinflamatorias, aparte del agradable aroma que desprende la propia planta.

Esquejes de lavanda

El mejor momento para cultivar lavanda en el jardín es al final del verano, porque los brotes no se habrán convertido todavía en tallos leñosos y duros.

Una vez seleccionados los tallos, que deben ser de unos 6 u 8 cm, cortaremos por debajo del nudo ya que ahí se concentran los nutrientes que luego ayudarán a la proliferación de las raíces.

Limpiaremos el esqueje de follaje en la base, pues será la parte que introduciremos en la tierra. Si podemos, es mejor aplicar hormona de enraizamiento que encontraremos en viveros y tiendas especializadas.

Haremos un agujero en la tierra para cada uno de los esquejes que hayamos preparado y procederemos a introducirlos. Posteriormente regaremos de forma abundante, ya que en estos momentos es muy importante que el sustrato esté siempre húmedo pero no encharcado.

Cuidados

Aunque sus cuidados son mínimos, es importante que a los esquejes de lavanda recién plantados no les dé el sol directo.

Cuando notemos que las raíces sobresalen por los agujeros de la base, será el momento de trasplantar la lavanda a un lugar más grande para permitir así su multiplicación más fácilmente. Este proceso hay que hacerlo con paciencia porque suele pasar cada año.

El sustrato debe ser buen drenante, así que añadiremos arena de río que puede ser muy beneficiosa para la planta.

Cuando está desarrollada es muy agradecida con el sol y necesita la exposición durante varias horas para alegrar su floración. Una vez terminado ese período será el momento de podarla, eliminando las flores marchitas y evitando de esa forma la posible aparición de plagas.                        

2018-10-22T20:35:51+00:0024 mayo, 2013|

Comentarios (2)

  1. anónimo julio 25, 2014 en 12:15 pm

    Hola Paulina, muchas gracias a ti por tu comentario 😉 Saludos.

  2. anónimo julio 23, 2014 en 3:12 am

    Muchas gracias por compartir su sabiduría conmigo, gracias, gracias, gracias

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.