Home > Bricolaje > Albañilería > Cómo revocar una pared. Consejos y guía paso a paso
Revocar pared

Cómo revocar una pared. Consejos y guía paso a paso

José Moreno Ferre

  6 min 

2 Feb 2022
6 min Si necesitas revocar una pared para dejarla totalmente lisa, no te pierdas nuestra guía paso a paso. Aprenderemos en qué consiste, cómo hacerlo y algunos consejos.

Revocar una pared consiste, ni más ni menos, en aplicarle algún tipo de material de acabado continuo para dejarla totalmente plana. Estos revocos se suelen realizar en paredes levantadas con ladrillos, ya sean cerámicos o de cemento y su principal función es la de asumir los posibles desperfectos que este tipo de paredes suelen presentar por las irregularidades del propio material. Por lo tanto, en tabiquerías o trasdosados de cartón-yeso no se realiza este proceso.

Dos obreros en un andamio revocando una pared

Los revocos pueden ser de diferentes materiales dependiendo de la composición de la pared en sí misma y sobre todo del tipo de material de acabado que vayamos a aplicar posteriormente. A grandes rasgos, podríamos decir que las paredes de ladrillo que vayan a llevar un acabado de pintura suelen realizarse el revoco con pasta de yeso, mientras que aquellas que posteriormente vayan a ser alicatadas, por ejemplo con una pieza de gres, suelen ir revocadas con algún tipo de material de agarre o incluso con un mortero de cemento.

Sin embargo, también existen revocos que son por sí mismos un material de acabado, como podrían ser la perlita o algún estuco.

Guía paso a paso para revocar una pared

A simple vista puede parecer una tarea sencilla, pero si no seguimos correctamente una serie de pautas, es muy probable que no alcancemos una buena terminación y, por lo tanto, los desperfectos en la pared sean visibles a lo largo de los años.

Materiales

Los materiales y herramientas dependerán de qué tipo de revoco vayamos a aplicar, en este caso, realizaremos la guía con el material más común a la hora de revocar una pared interior: el mortero de cemento.

  • Necesitaremos el cemento en polvo y agua para hacer la mezcla.
  • Un gran cubo o pileta donde mezclaremos los materiales.
  • Una mezcladora eléctrica para agilizar el proceso.
  • Una llana o paleta para aplicarla.
  • Una guía maestra, que puede ser un listón de aluminio o una gran vara metálica.

Guía paso a paso

Como hemos mencionado, cada material de revoco tiene ciertas peculiaridades a la hora de ser aplicado, debido sobre todo a su consistencia, su maleabilidad y su resistencia. Pero de igual modo, todos se aplican de la misma manera.

Obrero observando una pared de ladrillo y yeso

  1. A la hora de comenzar el trabajo, tendremos que despejar la zona de cualquier material o herramientas que pueda ensuciarse con facilidad.
  2. Prepararemos la pared limpiándola y quitando todo el polvo o elementos extraños que nos encontremos.
  3. A continuación, tendremos que asegurarnos de la buena plomada de la pared, es decir: comprobaremos que es totalmente vertical y no está inclinada o desviada para algún sitio. De ser así, tendremos que controlar la cantidad de material que aplicamos en cada sitio para ir solucionando con el propio revoco los desperfectos que pueda haber.
  4. Pasaremos directamente a realizar la mezcla de cemento en polvo y agua en un cubo de obra. Será mucho más sencillo y rápido si nos ayudamos de una mezcladora eléctrica. En este punto es de vital importancia controlar que la mezcla nos quede totalmente homogénea y sin ningún tipo de grumos.
obrero mezclando polvo y cemento en una mezcladora eléctrica

Fuente: http://bitly.ws/jIx2

  1. Ahora es el momento de situar las guías en la pared. Colocaremos un par de listones metálicos de manera vertical a cada lado, separados por una distancia entre 1-2 metros. Estas guías nos servirán para varias cosas: en primer lugar, iremos dividiendo el trabajo en sectores más pequeños y, en segundo lugar, controlaremos el grosor del revoco según el ancho de estos perfiles, ya que, a la hora de aplicarlo, tendremos que llevarlo hasta el límite del grueso de las guías.
  2. Antes de empezar a aplicar el revoco en la pared, siempre es recomendable humedecerla De esta manera, evitaremos que parte de la humedad que contiene la mezcla sea absorbida por la cerámica de los ladrillos. Consiguiendo así una mezcla más estable.
  3. Pasaremos directamente a ir lanzando pegotes del revoco con la ayuda de una paleta e iremos completando filas de guía a guía empezando siempre por arriba para que el material que se desprende hacia abajo no ensucie lo ya realizado.
  4. Con la ayuda de la plana, iremos alisando todo el material realizando pasadas en semicírculos. Podemos ayudarnos de otro perfil metálico. Debemos empezar desde abajo e iremos subiendo de manera horizontal para quitar todo el material sobrante y dejarlo lo más uniforme posible.
una persona con una plana alisando pared

Fuente: http://bitly.ws/jIx2

  1. Finalmente, tendremos que dejar unos días para que el revoco se seque. Si conseguimos que corra el aire alrededor de la pared, podremos acelerar un poco este proceso.

Cualquier labor de albañilería es un proceso intenso a la vez que complejo de llevar a cabo si no tenemos ningún tipo de experiencia previa en el sector. Si necesitamos contratar algún profesional que nos ayude, siempre podemos acudir al  Seguro de Hogar MAPFRE que cuenta con los profesionales idóneos para realizar los trabajos solicitados a unas tarifas especiales.

Jose Moreno Ferre Arquitecto MedArquitecto
José Moreno Ferre
Arquitecto Cofundador en | Web

Arquitecto, apasionado del diseño. Desarrolla su actividad profesional a través de su estudio med.arquitectos, del que es cofundador y arquitecto de proyectos. Compagina su actividad principal trabajando como escritor para el periódico Diario de Almería en la columna semanal "La Cuarta Pared", a la vez que colabora con MAPFRE redactando artículos técnicos, constructivos y de diseño.

¡Disfruta de tu hogar con tranquilidad!

Con el Seguro de Hogar MAPFRE puedes elegir las coberturas que más se adaptan a tus necesidades y a tu vivienda.

También te puede interesar
Repartidor con paquetes
José Moreno Ferre
5 min

5 min ¿Eres de los que compra online, pero no tienes quién recoja los paquetes? Tu salvación es instalar un buzón para esta función. Conoce un poco más sobre estos elementos y despreocúpate de estar en casa en el momento de la entrega.

02.11.2022

Comentarios (0)

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.