///Cómo alargar la vida útil de tu televisor

Cómo alargar la vida útil de tu televisor

3 minutos | No importa si tu televisor utiliza las tecnologías más punteras o si la calidad de su sistema es muy alta. Su vida útil sigue siendo tan incierta como la de cualquier modelo. Pero si sigues estos consejos, prolongarás su vida durante más tiempo.

Como cualquier otro aparato, un televisor tiene una vida útil que, aunque se cuide perfectamente, llegará a su fin algún día. En realidad, no es posible dar una cifra exacta porque depende de muchos factores, como la marca, la calidad de los componentes, el tipo de pantalla (LCD, TFT, PLASMA, LED, TRC, etc.), las horas de funcionamiento, los cuidados y mantenimiento, etc.

Los modernos aparatos de televisión con pantallas de plasma, LCD, LED, OLED, de marcas reconocidas tienen una tasa de fallos muy baja, pero aun así, a los pocos años de uso su vida útil disminuye y comienza un deterioro progresivo, tanto más preocupante cuanto mayor fue la inversión que supuso su adquisición.

¿Cuál es la vida útil de un televisor?

La duración de los televisores se ha ido incrementando a medida que se han ido desarrollando nuevas tecnologías. Así, la tecnología OLED ha superado ya a los LED más modernos con su capacidad para superar las cien mil horas de funcionamiento, lo que equivale a 30 años a razón de diez horas diarias con la televisión encendida.

Puede ser que el panel dure todo ese tiempo, pero otra cosa son los demás componentes del televisor, que tienen programada una vida mucho más corta. Con lo que, en definitiva, la vida útil de los televisores OLED es tan incierta como la de cualquier otro.

Cómo alargar la vida útil de un televisor

Vida útil de una televisión

Una de las variables que influyen en su longevidad –aparte de marcas, calidad, sistemas, etc.- es el mantenimiento del aparato. Indudablemente, una televisión que recibe unos mínimos cuidados durará más que otro similar que reciba un maltrato constante. Esto, que  sí que depende de nosotros, es lo que vamos a examinar a continuación:

Desconectar la televisión totalmente

Desconectar el aparato totalmente –no solo desde el mando- cuando no esté en uso, ayuda a ahorrar horas de funcionamiento a la fuente de alimentación, y además lo protege de las subidas de corriente.

Para esta función sería útil instalar unos aparatos llamados reguladores de voltaje que cuidan el circuito eléctrico, protegiéndolo de las variaciones que lo pueden dañar irremediablemente. Estos aparatos permiten un corte de energía limpio cuando se produce una subida o bajada brusca en la tensión eléctrica.

El modo hibernación desgasta el aparato, lo mejor es apagarlo y desenchufarlo.

No usar la tele para oír música

Para evitar un mayor desgaste del televisor, no se debe utilizar para escuchar música. Para esa función existen otros aparatos reproductores más baratos y que gastan menos.

Apagarla cuando no se está viendo

Cuando no se esté viendo la televisión es mejor apagar el aparato. Dejarlo encendido interminables horas provoca sobrecalentamientos y un acortamiento en la vida de la pantalla.

Asignarle una toma de corriente exclusiva

Para un mejor funcionamiento del televisor, es mejor conectarlo a una toma de corriente a él solo, las regletas suelen perjudicar la calidad de la recepción.

Elegir bien su ubicación

El sitio donde vaya a estar el televisor es fundamental. No se debe colocar frente a una ventana, expuesto a los rayos solares, porque se calentará y se pueden dañar los componentes. Un sol directo durante mucho tiempo sobre una pantalla LED puede originar manchas.

Tampoco se debe colocar el aparato en lugares con altas temperaturas, ni cerca de estufas, radiadores, chimeneas, etc.

Asimismo, hay que tener mucho cuidado con la humedad y los líquidos.

Si es posible, el mejor sitio para colocar una pantalla plana es en la pared, porque estará protegida de golpes y presiones físicas, algo a lo que son muy sensibles. Presionar una pantalla LCD, puede causar que el líquido se desplace y se dañe el panel interno.

Limpiarla correctamente

La limpieza del aparato debe hacerse a menudo para que no acumule polvo o manchas. No se deben utilizar productos químicos porque pueden dañar los materiales. Es suficiente un trapo seco o, como mucho, ligeramente humedecido.

La pantalla es quizás una de las partes más delicadas. Se debe limpiar periódicamente para que no se acumule el polvo o las manchas. No utilizar agua. Bastará con pasar un trapo ligeramente húmedo o las toallitas específicas para limpiar pantallas de ordenador.

2020-08-26T10:43:54+00:0021 noviembre, 2018|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.