Inicio  /  Familia  /  Juguetes ecológicos y sostenibles para cuidar del medio ambiente

Juguetes ecológicos y sostenibles para cuidar del medio ambiente

Los juguetes ecológicos están hechos con material natural y/o reciclado. La oferta es cada día más amplia, gracias a que la concienciación sobre el cuidado del planeta aumenta y llega a todos los escenarios de la vida cotidiana. ¡Si quieres conseguir un Ecoluche participa en este divertido quiz!

La demanda de juguetes ecológicos crece al ritmo que los consumidores se implican en el cuidado del planeta. Preocuparse por el material con el que están hechas las cosas con las que juegan nuestros hijos supone extender la conciencia ecológica a un nuevo estadio de la vida.

Participa en este sencillo quiz. ¡Sorteamos un lote de productos ecológicos entre los que se encuentra un Ecoluche estrella de mar!

¿Qué son los juguetes ecológicos?

Como ocurre con cualquier otro objeto –incluso en el caso de un hotel sostenible- los juguetes son ecológicos cuando cumplen uno o varios requisitos previstos para este tipo de elementos. Fundamentalmente incide el material o materiales de los que está fabricado y también la forma en la que se ha hecho.

Un ejemplo lo encontramos en Ecoluches de Beysal. Una serie de peluches ecofriendly cuyos materiales de relleno y packaging son 100% reciclados. La serie de Ecoluches ha sido creada a partir de materiales reciclados extraídos de las botellas de plástico arrojadas al mar y por eso ha recibido un premio al Mejor Juguete del 2019.

Materiales de los juguetes ecológicos

Si buscas juguetes ecológicos, lo primero es fijarte de qué están hechos para confirmar que realmente son verdes, déjate guiar por lo natural y rechaza compuestos artificiales como plásticos, PVC o siliconas.

Encontraras juguetes ecológicamente respetuosos hechos de estos materiales, sobre todo:

  • Madera
  • Papel
  • Cartón
  • Lana
  • Felpa
  • Latón o metal no artificial

Frente a los materiales artificiales, en los juguetes ecológicos se imponen los materiales naturales como la madera, la tela o el papel entre otros. Incluso en el caso de que se hayan empleado estos materiales naturales para su fabricación hay que revisar que el origen de todas ellas sea el reciclaje o si es natural, respetuoso con el medio ambiente y controlado.

Pon especial atención en el papel y el cartón ya que estos han de ser reciclados y blanqueados sin cloro. Por su parte, los tejidos deben proceder de cultivo biológico -sin abonos ni pesticidas sintéticos- para que el respeto al medio ambiente sea máximo y el impacto sobre el planeta por hacer un juguete sea el mínimo.

Proceso de fabricación de un juguete

Los juguetes que se construyen en grandes cantidades y en cadenas de montaje no se pueden considerar ecológicos, pues para su fabricación en masa perjudica el medio ambiente y el impacto nocivo es muy alto.

Los juguetes de origen artesanal, hechos mayormente a mano y en pequeñas cantidades son, por lo general, un juguete más ecológico que el que procede de una fábrica. Si quieres comprar juguetes ecológicos es más fácil que los encuentres en tiendas pequeñas, mercadillos, mercadillos de antigüedades o páginas web especializadas que en grandes centros comerciales.

Las 3r aplicadas a los juguetes

Mano de niño poniendo pieza de madera en torre de bloques de colores

La Navidad es la época del año donde más juguetes se compran, por ello, ahora es el momento perfecto para empezar a concienciarse y  colaborar en mejorar la salud del planeta, los expertos recuerdan que las 3r también pueden y deben aplicarse al caso de los juguetes.

Reducir: no comprar más de los necesario

Hacer un ejercicio de contención a la hora de comprar juguetes a los niños, puede ser complicado, pero es la mejor forma de cuidar el planeta y también inculcar en los pequeños este tipo de valores. Una buena idea es apostar por la calidad frente a la cantidad o el tamaño.

Cuando son muchas las personas que tienen que regalarle, por ejemplo, a tu hijo, procura advertirles y guiarles para controlar la cantidad de juguetes que finalmente recibe el niño.

Reciclar: cada cosa en su contenedor

Cuando tirar un juguete es la única opción, es importante no arrojarlo en cualquier contenedor y preocuparse de desecharlo de forma adecuada y cuidadosa para facilitar su transformación y evitar la contaminación en el proceso.

Reutilizar: donar a otros niños

Revisa con cierta frecuencia los juguetes de los niños. Es importante para comprobar su buen estado para evitar emergencias domésticas que pueden ser muy peligrosas. Además, detectaras juegos que por edad o intereses ya no son prácticos para tus hijos y es el momento de buscarles nuevos dueños.

La reutilización de juguetes exige que los juguetes sean de calidad y estén bien hechos para que puedan usarlos muchos otros niños.

Para completar tu apuesta por los juguetes ecológicos, puedes comprar juguetes de temática medioambiental, como juegos de mesa sobre consumo sostenible o reciclaje, que ayudan a que los niños conozcan y adquieran hábitos más favorables para la conservación y protección del planeta.

2020-01-22T12:27:09+02:004 diciembre, 2019|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado. Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios. Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.