Home > Mascotas > Perros > Probióticos para perros: Qué son, beneficios y tipos

Probióticos para perros: Qué son, beneficios y tipos

persona dando una pastilla probiótica a un perro
5 Min de lectura
Nuestros perros también pueden sufrir molestias digestivas y cuando esto sucede es bueno darles probióticos, estos componentes dietéticos ayudan a minimizar sus dolores.
Veterinaria Cofundadora de Clínica Veterinaria La Mota

Licenciada en Veterinaria desde 2009 y especializada en pequeños animales, perros, gatos y roedores. Cuenta con su propia clínica veterinaria, donde dan servicio de consulta, pruebas de laboratorio y diagnóstico, hospitalización y cirugía.

¿Qué son los probióticos?

Cuando hablamos de probióticos, debemos pensar que no son medicamentos, sino que se trata de un conjunto de cepas de microorganismos beneficiosos, es decir, bacterias buenas que ayudan a la microflora a descomponer y digerir los alimentos.

Estas bacterias minimizan las molestias de la digestión ocasionadas por una alimentación inadecuada o intoxicación, una diarrea, un tratamiento antibiótico o simplemente un virus intestinal, produciendo todas ellas dolor de tripa.

Los probióticos no tienen ningún tipo de efecto secundario, como mucho que no realicen su función, pero rara vez tendrán contraindicaciones. Por ello, se puede dar a cualquier edad del animal, incluso algunos especialistas recomiendan dar una pauta a los cachorros para evitar alergia, deficiencias en absorción intestinal y en periodos de vacunación.

veterinaria dando un probiótico a un cachorro

Lo importante de estos microorganismos es darlos en la dosis adecuada y de la manera adecuada para que hagan su efecto. Muchos de ellos necesitan temperaturas adecuadas para que sigan vivos y funcionen de manera correcta.

Buenos para las gastroenteritis

Cuando nuestro perro está con vómitos o diarrea (o ambas) lo primero que pensamos es en una gastroenteritis por haber ingerido algún alimento en mal estado, aunque también puede darse por una intoxicación o una ingestión de cuerpo extraño. En estos casos el tratamiento es sencillo, se basa en dieta específica y probióticos para ayudar al trasto digestivo. Si no hay mejoría, hay que acudir al veterinario para hacer un diagnóstico y mandar el tratamiento adecuado.

Beneficios

Como se comentó anteriormente, son cepas de microorganismos beneficiosos, que ayudarán al perro mejorando los siguientes puntos:

  • Ayuda a la estimulación del sistema inmunitario, sobre todo a nivel intestinal. Esto es importante, por ejemplo, en cachorros, cuando empezamos con un protocolo de vacunación podemos dar probióticos para estimular su sistema inmunitario, el cual, al verse afectado por la vacuna, puede provocar alguna diarrea, vómitos o un pequeño decaimiento. Los probióticos ayudarán a evitar esto.
  • Favorecen la digestión y el tránsito intestinal, esto nos ayudará en caso de procesos digestivos causados por ejemplo por un alimento en mal estado, o una mala digestión.
  • Favorecen a restaurar la microbiota, en caso de suministrar cualquier antibiótico a un perro podemos dar probióticos durante una temporada después de terminar la pauta, de esta manera se favorece a que todo vuelva a su estado normal a nivel intestinal.
  • En los casos de estrés que causen diarrea, como el cambio de domicilio, un animal nuevo en casa… también está indicado el uso de estos microorganismos.

¿Cuáles son los mejores?

Si hablamos de probióticos (cepas de bacterias) debemos saber que no son visibles de manera macroscópica. Las más frecuentes son:

  • Lactobacillus casei
  • Lactobacillus acidophilus
  • Enterococcus faecium
  • Bifidobacterium bifidum

Son bacterias beneficiosas que ayudarán a nuestro tracto digestivo y algunas pueden encontrarse en alimentos del día a día, como en los yogures, el kéfir y el chucrut, pero debemos pensar si son suficientes y si están haciendo buen efecto.

Para ello, en veterinaria existen probióticos específicos para perros y preparados en dosis para dar de manera correcta. Podemos encontrarlos de las siguientes maneras:

  • En polvo: el microorganismo va dentro de unas mini cápsulas para poder mantener una temperatura adecuada y no perder su efecto, así no necesitan nevera como otros. Suelen ir acompañado de saborizantes y se echan en la comida.
  • En pasta: son jeringas que marcan la dosis, por ejemplo, según el peso del perro. Muchas de ellas necesitan mantenerse en refrigeración para poder funcionar de manera correcta. Algunas tienen sabor y otras no, pero son palatables.
  • Cápsulas: en su interior llevan un polvo con el probiótico. Estas cápsulas pueden proteger al microorganismo y administrarlas o bien enteras o bien abriéndolas en la comida.

Cada caso y cada perro es diferente, por eso el veterinario es el indicado para ayudarnos a saber cuál es la mejor opción y cuánto tiempo debemos dar el tratamiento para obtener éxito. Recuerda que el Seguro para Mascotas MAPFRE cuenta con un consultorio telefónico para resolver dudas sobre manejo, alimentación, vacunación, entre otros, además de las mejores coberturas para proteger a tu compañero.
 

CALCULA TU PRECIO

 

Calcula tu seguro ahora

Elige otro seguro a calcular

Publicado por Gema García Quintero
- 14 Sep, 2022

Comentarios (0)

Te puede interesar

Perro de raza labrador rastreando en la hierba

4 Min de lectura

Desarrolla el olfato de tu perro con algunos juegos de estimulación para que todavía mejore aún más ¡Toma nota!

Suscríbete a nuestro boletín

Consigue tu recetario

0