Cómo cuidar a un potrillo

Publicado por Patricia Arroyo, 26 Ene 2015

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Primer contacto con un potrillo

Si sois amantes de los caballos y, además, algún día tenéis la suerte de disfrutar de un potrillo, entonces seguid leyendo porque aquí encontraréis algunos consejos para cuidar a pequeños potros.

LO QUE DEBES SABER...
  • Caricias: para establecer una conexión con el potrillo será necesario hacerle caricias.
  • Bozal: cuando sea más dócil, se le debe colocar suavemente el bozal.
  • Zanahorias: una buena idea es darle zanahorias como recompensa.

Cuidar a un potrillo no siempre es fácil. Un seguro para caballos nos ayudará mucho para que la salud de nuestro potro sea siempre perfecta. Y ahora, veamos los siguientes consejos para cuidar a la cría de un caballo.

 

Consejos para cuidar un potrillo 

Un potrillo recién nacido busca el calor de su madre, por ello, habrá que prestarle ayuda para guiarle hacia la yegua. Es una buena forma de crear una conexión humana con el animal, pues más tarde recordará y reconocerá el contacto humano que ha tenido con nosotros.

Durante el primer día de vida debemos estar muy pendientes de sus movimientos pero sin molestarle. Al siguiente día, dejaremos que nos olfatee y se acerque a nosotros. Aprovecharemos el momento para abrazarle y tranquilizarle en el caso de que se ponga nervioso.

En los siguientes días tendremos que realizar ejercicios de autoridad con ayuda de caricias. Por ejemplo, pondremos la rodilla sobre su cuello levemente para evitar que levante la cabeza. Esto no le gustará, pero con caricias y una voz amable se irá acostumbrando.

Cuando el potrillo ya sea más dócil, le colocaremos un bozal. Eso sí, deberemos ponérselo con suavidad porque es una experiencia nueva. Dejaremos que lo vea y olfatee; y después se lo pondremos solo por encima. Cuando se haya acostumbrado a su presencia, lo abrocharemos y comenzaremos a tirar poco a poco de la cuerda.

Otros consejos para cuidar a un potrillo 

-Zanahorias: aunque la primera vez que las pruebe a lo mejor no le gustan, lo cierto es que al final se convertirán en un alimento muy apetitoso para él. De hecho, se utilizan mucho como alimento de recompensa.

-Caricias: dar cariño a un potrillo es importante para tener una buena relación en un futuro, por lo que no hay nada mejor que caricias en el cuello y por el lomo.

-Preparación: debemos estar preparados para el nacimiento del potrillo y tranquilizar a la yegua para que nazca sin problemas. Normalmente las yeguas suelen parir de noche, por lo que tendremos que avisar al veterinario con antelación.



Comentarios (1)

irenita52 comento el 26/01/2015 a las 12:36

Una amiga mía tiene un potrillo y las zanahorias son uno de sus alimentos favoritos.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos