Tipos de corales para tu acuario

Publicado por Cristina Yañez, 15 Ene 2013

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Pon un coral en el acuario

Uno de los complementos perfectos para nuestro acuario son los corales, ya que aportan un toque de realismo marino que nos transporta a lejanos arrecifes mientras observamos la flora y fauna del pequeño océano entre cristales que hemos creado.

LO QUE DEBES SABER...
  • Coral blando: son los ideales si estamos empezando, ya que necesitan menos atenciones.
  • Coral duro: son más complejos de mantener y requieren mayores cuidados dentro del acuario.
  • Cuidados: fundamental el movimiento del agua y la iluminación a la hora de tener un coral en el acuario.

 

Dependiendo de los conocimientos que tengamos sobre el mundo de los acuarios y el tipo de pecera que poseamos, elegiremos entre un tipo u otro de coral, ya que las diferencias de cuidados existentes entre uno y otro son bastante importantes. 

 

Corales blandos y corales duros 

Hay que diferenciar entre corales blandos y corales duros. Los primeros son aquellos que poseen calcio en sus tejidos pero no forman esqueletos rígidos. Mientras que los segundos son aquellos que forman los arrecifes y que cuando mueren forman esqueletos calcáreos

Si somos principiantes en lo referente al mundo marino, deberemos optar por alguna de las especies catalogadas como coral blando y seguir una serie de recomendaciones para su correcto cuidado. La iluminación del acuario debe ser de grado medio y el movimiento del agua moderado, así como estar muy limpia y poseer unos niveles de toxicidad y nitrato muy bajos. Si decidimos introducir dos especies diferentes, debemos asegurarnos que no son incompatibles entre ellas, pues puede darse el caso y si así fuera hay que situarlas en dos corrientes de agua diferentes.

En cuanto a los corales duros, es necesario que el movimiento del agua sea fuerte, por lo que se recomienda introducirlos en acuarios de mayor tamaño. Las necesidades lumínicas también son mayores, así que habrá que colocarlos en un lugar en el que la luz tenga gran intensidad. 

Elección de coral 

Una de las especies de coral más adecuada e ideal para empezar si optamos por los de tipo blando es el coral árbol, que posee un gran crecimiento y unos movimientos constantes de sus pólipos. Es muy resistente y se adapta al medio con relativa facilidad. 

En cuanto a los corales duros, destacar los de la familia Faviidae, ya que poseen unos requerimientos bajos en comparación con otros de este mismo tipo y unas formas y coloraciones bastante llamativas

Sin duda alguna, una vez que os sumerjáis en el mundo coralino quedaréis atrapados por su amplia variedad y complejidad.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios