Cómo muestran los gatos su cariño

Publicado por CanalHOGAR, 01 Ene 2016

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Cómo muestran los gatos su cariño

La cultura popular reza que los felinos son unos animales ariscos y demasiado independientes para ser nuestras mascotas. Sin embargo, todos los dueños sabrán que hay algunas maneras de ver cómo muestran los gatos su cariño, aunque sean muy especiales e infrecuentes a veces.

Gatos los hay de todos los tipos, pero lo cierto es que, a diferencia de los perros, es difícil leer los sentimientos de un gato, y mucho menos interpretarlos a partir de su comportamiento, ya que los hay muy ariscos, muy asustadizos, muy independientes, etc. Si un perro mueve la cola, un felino no tiene un gesto tan expresivo, y a veces cuesta ver cómo muestran los gatos su cariño. Pero no nos desanimemos, no es imposible, y con estas pistas, comprobaremos que, aunque parezca que no, nuestra mascota de largos bigotes nos tiene en alta estima.

El ronroneo

El primer signo, y además, más evidente, es el ronroneo; es ese ruido que emite el gato, vibrante y perfectamente audible, el que demuestra que el gato está realmente cómodo en ese momento. No se sabe a ciencia cierta por qué ocurre, ni cómo se origina en el interior del animal, pero sí hay estudios que concluyen que el ronroneo se da cuando el gato está relajado y en paz, ya que desciende notablemente su ritmo cardiaco. Algunas teorías sugieren que los gatos a veces usan el ronroneo en situaciones en las que se han lastimado o tienen miedo para tranquilizarse a sí mismos, y también con otros gatos para demostrar que no se tiene una actitud hostil. Podría tener una razón de ser desde el nacimiento, ya que siendo pequeños, pueden usar el ronroneo como manera de hacer saber a su madre que están bien, lo que en última instancia quiere decir E sanos.

El amasado

Otro gesto bastante fácil de ver es uno que la primera vez pudo desconcertarnos mucho: se trata del amasado, ese juego de patitas que suelen hacer contra nuestro pecho o abdomen, presionando primero con una y luego con otra. Lo más normal es que cuando el gato se encuentre en pleno amasado, tenga los ojitos más cerrados y además del ronroneo, esté mostrando sus uñas. Sin embargo, no se trata de un gesto desafiante, sino más bien de relajación. Este movimiento tan curioso de nuestro gato se remonta a los primeros momentos agradables de su vida, cuando siendo amamantado por su madre, el gatito se servía de sus patitas para presionar la mama y conseguir más alimento. Así, podemos pensar que cuando lo hace, es porque está reconociendo esa misma sensación de bienestar que cuando estaba en el regazo de su mamá.

Los cabezazos 

A partir de aquí, las muestras de amor son mucho más sutiles: no olvidemos que la naturaleza de un gato es algo más esquiva que la de los perros. Algo que puede hacer nuestro gato para enseñarnos que nos quiere es darnos cabezazos. Aunque suene a pelea, en realidad, los felinos tienden a buscar caricias mediante pequeños golpes contra nosotros; de esta manera, cuando vemos que nuestra mascota presiona su cabeza contra nuestra mano, es que quiere que le demos mimos. Esto se debe a que los gatos tienen unas glándulas en la cabecita que liberan hormonas que les dan sensación de felicidad. Así que no escatimemos en caricias, porque al parecer, para ellos, son como una droga. Además, al hacerlo, dejan en nosotros sus feromonas, lo que es un signo de estar en un altísimo grado de confianza.

Los trofeos y besitos

Otra muestra de cariño algo más siniestra es cuando traen un animal muerto a nuestros pies. Quizá no nos haga mucha gracia (más bien al contrario), pero este gesto, en lenguaje felino significa la mayor de las pleitesías. Lo que le lleva a hacer semejante masacre para luego enseñárnosla es precisamente el instinto, el mismo por el que caza y nos trae su presa para alimentarnos o para compartir con nosotros su trofeo.

Por supuesto, no hay que dejar de mencionar los besitos, aquellos lametazos que nos dan cuando se encuentran realmente relajados. Esto significa que está limpiando nuestro pelaje y no es nada común, así que si nos lo hace, podemos considerar que el gato está contento con nosotros.

Éstas son las formas en las que muestran los gatos su cariño, aunque cada animal es un mundo y no hay que desistir si no hemos visto entre ellas signos reconocibles en nuestra mascota, ya que es posible que ésta tenga otras maneras de hacernos saber lo importante que somos para ella. Lo que sí es seguro es que nuestro gato necesita un hogar, y para asegurarnos de que éste está lo más protegido posible, los Seguros de MAPFRE son una opción de lo más óptima con sus completas coberturas y protecciones.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos