Mi gato lo araña todo. ¿Qué hago?

Publicado por Covadonga, 25 May 2012

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Gatos que arañan

Tener una mascota es una responsabilidad muy grande, especialmente porque ciertos comportamientos han de ser reeducados, como por ejemplo en el caso de los gatos esa tendencia a arañarlo todo. Hoy queremos darte algunos consejos para evitar que te quedes sin muebles y sin sofá.

LO QUE DEBES SABER...
  • Significado: arañan para marcar su territorio y cambiar las uñas.
  • Rascador: es clave que se acostumbren a él.
  • Muebles: evita que los arañen.

 

Los gatos, aunque no todos, tienen tendencia a arañar todo lo que se les pone por delante, desde las paredes, a los muebles, las alfombras, las cortinas… Este es un comportamiento natural y nada extraño, pero obviamente es un auténtico quebradero de cabeza para los dueños que conviven con él.

Estos arañazos tienen su razón de ser: es una de las maneras en las que el gato marca su territorio, dejando marcas visuales y olfativas, gracias a las glándulas que dejan cuando arañan.

 

Haciéndose las uñas

Pero arañar también es una manera de ir deshaciéndose de las uñas viejas para dejar paso a las nuevas. De ahí que en ocasiones al mirar sus patitas veamos auténticas navajas a modo de uñas, como si el gato se hubiera entretenido en afilarse las garras.

Pues bien, para evitar que todo esto suceda, lo primero que hay que intentar al llevar el gato a casa es acostumbrarle a un buen rascador, dejándolo en lugares donde él pase mucho tiempo y pueda usarlo a menudo. El gato solo araña cosas que están a la vista, como forma de marcar su territorio, así que el rascador puede ser una buena solución si lo dejamos bien visible.

Obsesión por un mueble en concreto

Cuando pillemos al gato arañando algún tipo de mueble, lo primero que habrá que hacer es coger al animal y llevarlo al rascador para que siga con su tarea en el lugar adecuado.

Si tardamos mucho tiempo en quitarle del mueble y se acostumbra a arañarlo, será muy complicado quitarle la manía.

En el caso de que el gato tenga unas especie de obsesión con un mueble o con un objeto en concreto y no consigamos quitársela, será necesario acudir al veterinario para que compruebe a qué se debe ese comportamiento y nos de las pautas para corregirlo.

Como última opción, está la de cortarles las uñas a los gatos, pero ha de consultarse también con el veterinario para que establezca los tiempos y nos enseñe cómo hacerlo para no causarle ningún daño al animal.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos