Hacer una alfombra de baño original

Publicado por Lucía Sánchez, 05 Mar 2014

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Cómo hacer tu propia alfombra de baño

¿Adivinas qué se puede hacer con una rejilla y tiras de tela? Con estos simples materiales podemos hacer una original y útil alfombra de baño.

LO QUE DEBES SABER...
  • Rejilla: debe ser antideslizante para evitar caídas en el baño.
  • Telas: podemos reutilizar prendas que vayamos a tirar de cualquier color y material.
  • Nudos: cubriremos todos los huecos de la rejilla con nudos homogéneos y alternando los colores.

Muchas veces guardamos telas sueltas y retales que nos han sobrado de otras tareas y no sabemos qué hacer con todo ello. Pues bien, una idea perfecta es elaborar una divertida alfombra para el baño.

 

Materiales y primeros pasos

Lo primero que debemos hacer es recortar la rejilla en con la forma y tamaño que queramos. Para que no nos resbalemos en el baño, lo ideal es comprar una rejilla de goma antideslizante.

Cuando tengamos nuestra rejilla ya cortada tendremos que comenzar a insertar en cada hueco lazos de tela. No es necesario que sean telas del mismo material o color, podemos utilizar incluso diferentes prendas que vayamos a tirar. Lo único que debemos hacer es cortar la tela en tiras y que estas sean aproximadamente del mismo tamaño de largo.

Lo mejor que podemos hacer para obtener una alfombra original es utilizar telas de diferentes colores y alternarlos en la propia rejilla. También podemos optar por un solo color, consiguiendo un estilo más sobrio y elegante.

 

Un acabado final más original

Para continuar con nuestra alfombra, una vez tengamos todas las tiras de tela tendremos que ir anudándolos a la rejilla. Una a una iremos haciendo nudos. Es importante que los nudos sean iguales para que el resultado final sea estético. Haremos pequeños nudos en cada hueco de la rejilla hasta que consigamos cubrir la rejilla por completo.

Es aquí, en este paso, cuando podremos intercalar los colores y materiales para elaborar una alfombra más original y divertida.

Esta manualidad no tiene por qué ser solo una alfombra para el baño, también podemos utilizarla como alfombra a pie de cama o incluso como cubre canapé. Lo que tendremos que variar será el material de la rejilla según el uso que le queramos dar a la alfombra. 



Comentarios (1)

juantoni70 comento el 05/03/2014 a las 13:29

Yo ya tengo una casi recién comprada, pero en cuanto se ponga fea me voy a hacer una alfombra de baño por mí mismo y eso que me ahorro.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios