Tipos de césped dependiendo de dónde vivas

Publicado por CanalHOGAR, 23 Nov 2015

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Tipos de césped dependiendo de dónde vivas

El césped es un elemento que muchos consideran indispensable en cualquier jardín. Para elegir el mejor y el que resulte más cómodo y fácil de mantener, es importante que valores los diferentes tipos de césped dependiendo de dónde vivas.

Si nunca has puesto césped o no te has interesado por él, te quedarás sorprendido de la variedad y posibilidades con las que cuentas. Para elegir el césped más adecuado hay que tener en cuenta detalles como el presupuesto, el tipo de suelo, o el uso, pero también es esencial elegir el tipo de césped dependiendo de donde vivas.

El césped requiere trabajos y dedicación, pero además es susceptible a los cambios de temperatura, el exceso o la escasez de agua, o la humedad, por ejemplo. La buena noticia es que existe una gran variedad de césped con unas características especiales y diferentes, que hacen que unos tipos sean más indicados para sembrar en unos lugares que otros.

En los comercios de jardinería y viveros, encontrarás semillas de los diferentes tipos de césped natural, pero, además, hay bolsas con interesantes combinaciones de ellas para adecuarse a los diferentes climas y zonas donde quieras sembrar el césped.

1. Climas cálidos y zonas secas y soleadas.

El césped rústico, el dichondra repens, el de grama y por supuesto, el denominado de terrenos secos son tipos de césped recomendable para zonas donde el sol se deja ver con frecuencia y las heladas, sin embargo, no son habituales.

El dichondra repens, por ejemplo, es un césped sin mucha altura con una hoja del estilo de las del trébol, perfecto para zonas de poco tránsito. Aunque resiste la sombra y la humedad, el frio le hace adquirir un tono marrón.

El Grama o también conocido como césped bermuda es una alternativa muy habitual y recomendable por su resistencia y escaso mantenimiento para jardines familiares con mucho uso y poco tiempo para el cuidado. Ofrece hojas finas y densas, aunque necesita sol, resiste temperaturas extremas, pero no la sombra. Es lento en su crecimiento, pero su gran ventaja es que casi no exige cuidados ni regado.

2. Climas lluviosos y zonas húmedas.

Para este tipo de lugares donde las lluvias son constantes todo el año y el sol, por lo tanto, no suele prodigarse en exceso, el más recomendado por los expertos es el llamado césped Poa. Con un original color verde azulado, este tipo de semilla suele estar en casi todas las mezclas preparadas que se venden; es una hierba resistente tanto al desgaste y a la pisada. Aunque es un césped que agradece la humedad, resiste bien las sequías y no necesita mucha luz, por lo que los climas fríos no le van mal. No es rápido en su crecimiento.

3. Césped para todos los climas.

Hay una gran cantidad de semillas para césped y combinaciones de ellas que resultan fáciles de cuidar y mantener con independencia del clima con el que cuentes, en este caso es cuestión de decidir según el gusto, el uso y el mantenimiento que prefieras o puedes darle a tu jardín.

En este grupo, tienes tipos de césped como el Ray grass inglés y la festuca, además de las mezclas pensadas para todo tipo de climas que incluyen combinaciones muy variadas en las que suelen incluirse: la universal, el repoblador, el ornamental, el césped de área verde o el inglés, el japonés, el trébol enano y  el de economía.

De entre ellos, quizás te apetezca conocer el césped japonés, por lo original de sus estética: está compuesto por flores y resulta además ideal para zonas secas y terrenos inclinados, una característica poco común. Necesita poco riego y es muy fuerte al uso extremo, presentando una gran resistencia.

El trébol enano también es una opción al césped común, una semilla muy versátil y flexible que se adapta a todo tipo de terrenos y puede llegar a crecer hasta los 20 centímetros. Ten en cuenta que no resiste, sin embargo, heladas ni sequías.

Aunque es importante, por tanto, que elijas el tipo de césped dependiendo de dónde vivas, también está claro que no tendrás problemas en encontrar el ideal o la combinación de semillas perfectas que den a tu jardín el aspecto que buscas, con el mantenimiento y cuidados que puedes ofrecerle. El lugar donde vives determina, por supuesto, un gran número de tus elecciones; para asegurarte de escoger las correctas, contrata Seguro de Hogar MAPFRE. Conoce todos sus tipos, asistencias y coberturas para elegir tu póliza idónea para tus  necesidades y las de tu vivienda.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios