Tritoma o flor de cohetes

Publicado por Covadonga Carrasco, 01 Oct 2013

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Tritoma o flor de cohetes

La tritoma o flor de cohetes es una planta muy llamativa, con hojas de color verde azulado, de gran tamaño y estrechas y curvas en la base de la planta, que le dan un aspecto de lo más exótico.

LO QUE DEBES SABER...
  • Resistencia: se trata de una planta que por su origen soporta muy bien el sol y las altas temperaturas.
  • Colores: es una planta llamativa cuyas flores son de colores rojos y amarillos y con aspecto similar al de los cohetes.
  • Cultivo: puede hacerse mediante semillas, pero es más complejo que hacerlo mediante división de matas.

 

Esta es una planta herbácea perenne muy robusta que se utiliza especialmente en borduras de verano.

 

Una planta que soporta bien las altas temperaturas

Del centro de la tritoma surge un escapo, que mide aproximadamente un metro de altura, en el que están todas sus flores en forma de espiga cilíndrica.

Los colores de esta planta pueden ser rojos, amarillos y anaranjados. Florecen a mediados del verano y no dejan de hacerlo hasta que no está bien entrado el otoño.

A la tritoma se la conoce también como flor de cohetes, tizón ardiente, tizón de fuego, mazo ardiente y flor llameante. Pertenece a la familia de las Kniphofia, que cuenta con 75 especies de plantas viváceas.

Esta planta tiene su origen en el sur y este de África y Madagascar, por lo que su crecimiento resulta óptimo cuando les da mucho el sol, pero protegidas por el viento.

Crecen bien en climas con temperaturas entre 15 y 25º. Si vamos a tenerla en zonas frías, habrá que protegerlas con hojas secas o turba.

Es necesario regarla frecuentemente, sobre todo en verano, aunque durante el otoño lo haremos en menos ocasiones.

Reproducción por división de matas

Para que crezcan bien, hay que plantarla en suelos de consistencia media, profundos y de buen drenaje. La mejor forma es mezclar mantillo con turba y arena. En época de floración, habrá que abonarla de forma regular. A la hora de trasplantarla, la mejor época es en primavera o al principio del verano.

A la hora de reproducirla, puede hacerse por semillas, pero es la forma más complicada. Mediante la división de matas cuando está acabando la época de floración es mucho más sencillo. 

En definitiva, una original y hermosa planta que puede ayudarnos a decorar nuestro jardín.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios