Pasos para tener un jardín asiático

Publicado por canalHOGAR, 26 Sep 2016

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Pasos para tener un jardín asiático

Hace temporadas que en occidente se llevan los jardines asiáticos, y ya se han convertido en un estilo clásico en jardinería. Los jardines asiáticos destacan y se caracterizan por su sencillez y armonía, por lo que, en pocos pasos, puedes tener tu propio jardín asiático.

Hace temporadas que en occidente se llevan los jardines asiáticos, y ya se han convertido en un estilo clásico en jardinería. Los jardines asiáticos destacan y se caracterizan por su sencillez y armonía, por lo que, en pocos pasos, puedes tener tu propio jardín asiático.

Lo importante en un jardín asiático no son tanto las cosas que tengas, ni las plantas, ni siquiera los materiales que elijas para los complementos; aunque todo influye, la clave para diseñar un jardín asiático es su colocación.

No importa si tienes mucho o poco espacio; de hecho los jardines asiáticos pueden construirse en un recipiente y colocarse en el interior de la casa, lo que es prioritario es que sepas interpretar correctamente el minimalismo y el equilibrio que elige un jardín asiático.

Primer paso

Hazle sitio al agua. Es impensable un jardín de estilo oriental sin algún tipo de referente acuáticos. Fuentes, estanques, pequeños contenedores… la presencia del elemento agua es inevitable.

Segundo paso

Elige las piedras adecuadas. En los jardines asiáticos, las piedras compiten en importancia con las propias plantas, la cultura popular oriental sostiene que las diferentes gemas actúan sobre las personas, por lo que es imprescindible elegir las piedras para tu jardín de acuerdo con el uso que vayas a hacer del mismo: ocio, descanso, reuniones familiares… las piedras proyectarán su poder para facilitar tus objetivos.

 

 

 

Tercer paso

El elemento madera, pero de forma viva y natural, no puede faltar en un jardín de tipo asiático. No importa si eliges un mobiliario de madera natural para este espacio exterior, lo esencial es que elijas árboles, arbustos… que tengan madera. Juega a combinar macizos vegetales de madera.

Bambús

Reserva un espacio privilegiado al bambú en tu jardín oriental. Una buena idea es elegirlo como cobertura para aportar intimidad a la zona o separar espacios con diferentes usos, si tienes un gran jardín.

Metal

Elige, por último, elementos decorativos de metal. Por ejemplo, jarrones, esculturas, farolillos o estructuras de metal que confieran personalidad y exclusividad a tu jardín asiático. Colócalos en el suelo directamente o sobre una sencilla mesa, por supuesto, limita este tipo de objetos, el minimalismo es prioritario.

Tener un jardín asiático es sencillo, si te dejas llevar por la armonía y el equilibro en la colocación paso a paso de los diferentes elementos que son imprescindibles. Si necesitas ayuda con algún mueble en kit, puedes recurrir al Servicio de Bricolaje de tu Seguro de Hogar MAPFRE que lo montará por ti de la manera más sencilla y profesional.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos