Tipos de rastrillos para el jardín

Publicado por Covadonga Carrasco, 30 Ene 2015

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Todo lo que debes saber sobre los rastrillos para el jardín

A la hora de cuidar de nuestro jardín, necesitaremos las herramientas adecuadas para hacerlo de una manera más precisa, pero sobre todo más cómoda. Del mismo modo que en la cocina utilizamos utensilios diferentes para distintas funciones, en el caso del jardín también debemos acostumbrarnos a lo mismo si queremos tenerlo en perfectas condiciones.

LO QUE DEBES SABER...
  • Tamaño: aunque en las grandes superficies venden conjuntos de rastrillos de pequeño tamaño, es probable que estos solo nos sirvan para jardines pequeños o plantas.
  • Césped: el rastrillo es una de las herramientas imprescindibles si queremos mantener el césped limpio después de una poda.
  • Dientes: según para qué necesitemos el rastrillo, los dientes estarán colocados de una forma u otra.

Entre los elementos que resultan imprescindibles están los rastrillos para el jardín, de los que también existen diversos tipos.

 

Diferentes tipos de rastrillos

Los rastrillos sirven para aflojar el suelo, nivelarlo, etc., pero en función del tipo de suelo que tengamos, utilizaremos un tipo u otro de rastrillo.

Lo habitual es que el mango del rastrillo sea de madera o de metal. Pero lo verdaderamente importante de los rastrillos serán los dientes. Si estos están colocados en forma de abanico y son largos y plegados, estamos hablando de un tipo de rastrillo que en realidad tiene pocas funciones, solo nos servirá para retirar las hojas y barrer el césped. Es el rastrillo más común a nivel doméstico.

Por otro lado, tenemos el rastrillo para briznas, un rastrillo con muchos dientes y muy pegados los unos a los otros. Como su propio nombre indica, sirve para recoger briznas de hierbas que se han quedado en la superficie del césped.

Rastrillos para jardines pequeños y jardines grandes

El rastrillo de jardinería tiene púas fijas que nos ayudarán a remover la tierra y a arrastrar los desechos. Sus dientes están colocados de manera perpendicular al mango y pueden incluso tener una forma algo curva.

Cada uno de estos rastrillos tiene su función para que podamos mantener el jardín en perfectas condiciones después de una poda o de cortar el césped.

En las grandes superficies podemos encontrar varias ofertas, muchas de ellas venden conjuntos de rastrillos: con mango corto, mango largo, dientes separados, etc. Por norma general, estos conjuntos incluyen además palas pequeñas, tijeras de podar, etc. Pero no debemos confundirnos, estas herramientas extra nos servirán solo para jardines pequeños o plantas, si queremos herramientas para un jardín grande, habrá que comprar los rastrillos que hemos mencionado anteriormente.

 

Si te han parecido interesantes estos consejos de jardinería, nuestro boletín de canalHOGAR te da muchos más. ¡Suscríbete ahora!



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios