¿Quién paga las reparaciones en una vivienda de alquiler?

Publicado por canalHOGAR, 18 Nov 2015

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Reparaciones vivienda alquiler

Si vives en una casa alquilada y surge algún desperfecto de los bienes por deterioro, mal uso o accidente, seguro que te asaltan dudas sobre la responsabilidad. Te aclaramos quién paga las reparaciones en una vivienda de alquiler.

Residir en una casa de forma habitual, ya sea propia o de alquiler, conlleva el arreglo de aquellos elementos que se van deteriorando o rompiendo con el paso del tiempo o por el uso. Llegar a la conclusión de quién paga las reparaciones en una vivienda de alquiler puede ser un camino de confusiones entre el casero y el inquilino. Ante esta situación, ¿quién tiene razón?

La posición del arrendador

En un principio es el propietario quien debe responsabilizarse de realizar todas las reparaciones que sean necesarias en la vivienda con el objetivo de mantener la habitabilidad de la misma. Una casa de alquiler debe contar con todas sus instalaciones en perfectas condiciones para ser usadas, con las paredes lo más higiénicas posible, con los suministros funcionando correctamente, etc.

Antes de que el inquilino entre a vivir al piso, el arrendador debe encargarse de pagar todas las reparaciones, por lo que si se aprecia algún desperfecto, el arrendatario deberá comunicarlo antes de firmar el contrato.

La posición del inquilino

Existen dos supuestos en los que el arrendatario deberá hacerse cargo de los costes por los daños producidos en la vivienda:

- Cuando el desperfecto haya sido causado por el propio inquilino a través de un golpe, una mala instalación, un mal uso de los elementos integrados en la vivienda, etc.

- Cuando se trate de una pequeña reparación a causa del desgaste por el uso ordinario de la vivienda. Por ejemplo si por el uso de la nevera o lavadora, éstas requieren cierta reparación.

Este último punto es, quizás, el que más conflicto genera, ya que delimitar el grado de la reparación es algo subjetivo. Un ejemplo de esto se da por ejemplo cuando el inquilino entra en una casa que ya se alquiló previamente y por lo tanto se desconoce la antigüedad de los electrodomésticos. En este caso, como es obvio, el arrendatario puede negarse a pagar la reparación.

Para intentar evitar cualquier conflicto entre propietario e inquilino, lo más recomendable es tratar el tema desde el primer momento, es decir, desde que se firma el contrato para que quede todo reflejado en este documento. De esta forma, tanto uno como otro podrán acogerse en caso de desacuerdo.

Si esto no es posible y no se llega a un acuerdo sobre quién paga las reparaciones en una vivienda de alquiler, lo mejor es intentar llegar a un consenso, ya que la contratación de un abogado puede suponer un coste demasiado elevado. En cualquier caso, también es muy importante contar con un Seguro de Hogar MAPFRE para solventar rápidamente muchos daños, desperfectos o averías que se producen. Infórmate de la póliza que más se ajusta a tu vivienda.

LO QUE DEBES SABER...
  • Propietario: tiene la obligación de mantener en condiciones de habitabilidad la vivienda antes de firmar un contrato de alquiler.
  • Inquilino: se encargará de las reparaciones por desperfectos y por uso de elementos de la vivienda, como por ejemplo los electrodomésticos.
  • Acuerdo: lo mejor es llegar a un acuerdo entre el propietario y el inquilino antes de entrar a vivir en la casa.


Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios