¿Qué es el scoring hipotecario?

Publicado por Virginia González, 14 Nov 2012

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Scoring para hipotecas

El sector de las hipotecas es un campo en constante evolución en el que cada día surgen nuevos modelos, conceptos y términos desconocidos para muchos de nosotros. Hoy os queremos hablar de uno de esos nuevos conceptos: el scoring hipotecario.

LO QUE DEBES SABER...
  • Medidor: mide la posibilidad de la concesión de una hipoteca, comparando estadísticas del cliente y la entidad.
  • Fuentes: internas (datos del cliente) y externas (ASNEF, Registro de Aceptaciones Impagadas, etc.).
  • Gestor: decide en último término si se concede una hipoteca o no. El scoring solo es una herramienta de apoyo.

 

El scoring es uno de los términos que pronto tomarán un grado enorme de importancia en el sector hipotecario, por lo que conviene tener claro tanto qué es, como en qué medida puede afectarnos.

 

¿Qué es el scoring?

Ya sabéis que los sistemas están cada vez más informatizados y el análisis de las hipotecas no iba a ser una excepción. El scoring es una herramienta electrónica que de forma automática mide los riesgos de conceder una determinada hipoteca.

Para ello realiza unas comparaciones estadísticas de la situación de la entidad y la del cliente que desea solicitar el crédito, y determina si es posible su realización o no, todo ello de forma más fiable y rápida que antiguamente.

Cómo funciona

Esta herramienta elabora sus estadísticas a partir de datos obtenidos tanto de bases externas, ya sean del Servicio Nacional de información del Fichero de Morosos, el Registro de Aceptaciones Impagadas, ASNEF,… como de fuentes internas, es decir, de saldos, posiciones, historial, etc. de los propios clientes.

De los resultados obtenidos en ambas fuentes se decidirá si un cliente es apto o no para obtener dicho préstamo hipotecario al superar una serie de requisitos mínimos. Comprueba si el cliente tiene alguna cuenta por saldar o si la ha tenido alguna vez y calcula que los ingresos destinados para la hipoteca sean suficientes. El objetivo es que el gasto no supere el 30%.

Pero no solo se queda ahí, sino que también tiene en cuenta la edad de la persona, su estado civil y laboral, variables que también determinarán si podrá hacer frente a la deuda.

Esta herramienta servirá de gran ayuda para las entidades de crédito aunque no es determinante. Es una herramienta de apoyo que podrá ser rechazada por la entidad si considera que otras variables pueden hacer conceder el préstamo (ya que puede que la falta de concesión no esté tanto en las características de la persona que lo solicita, sino que la propia vivienda que desea adquirir tenga riesgos excesivos). Además hay determinados préstamos que debido a sus características no pueden ser medidos con scoring. Por lo tanto, es el gestor, haciendo su propio análisis, quien determina en último término la posibilidad o no de la concesión de la hipoteca.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios