Procedimiento monitorio frente al impago de gastos

Publicado por Virginia González, 13 Jul 2012

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Impagos vecinos

El impago de las cuotas de gastos por un vecino es un problema cada vez más común en las comunidades de vecinos. Uno de los últimos procesos es el procedimiento monitorio. ¿Sabéis en qué consiste?

LO QUE DEBES SABER...
  • Junta: deberá aprobar el proceso y el presidente deberá presentarlo.
  • Cantidad: reclamar hasta 30.000 euros.
  • Proceso: regido por la Ley de Enjuiciamientos.

 

El monitorio es uno de los procesos que se llevan a cabo en caso de impagos de las cuotas vecinales, del que es mejor no ser objeto. Si queréis interponer una reclamación contra un vecino o poder evitarlas, seguid leyendo.

 

¿Qué es un proceso monitorio?

El proceso monitorio es una reclamación de un proceso de impagos realizados por la Ley de Enjuiciamiento de deudas no superiores a 30.000 euros, realizadas a titulares de bienes inmuebles urbanos en concepto de gastos comunes. Es importante tener en cuenta que este tipo de proceso deberá ser siempre una reclamación monetaria.

Hay que convocar una Junta de Propietarios para que entre todos se apruebe este procedimiento. Después de ello se deberá notificar mediante escrito dicha aprobación, firmada por el secretario de la comunidad, al deudor.

Antes de seguir con el proceso, se deberá dar un plazo de tres días para que el deudor pague todo lo que debe.

Cómo transcurre el proceso

Para iniciar este proceso, si el deudor no paga en esos tres días hay que presentar una solicitud al juzgado del domicilio deudor. Esta podrá presentarse por un abogado o por el presidente de la comunidad. En esta solicitud tendrá que venir expresado:

- La cantidad que debe.

- Apoyo documental que confirme la existencia de esa deuda.

- El acuerdo certificado de la Junta de Propietarios.

- Documentación que pruebe que se le ha notificado dicha deuda previamente al inquilino y que este ha hecho caso omiso del aviso.

- Documento que acredite que el denunciante tiene poderes para hacer la denuncia, es decir, que el denunciante se trata del presidente o administrador de la comunidad.

- Un justificante de los gastos ocasionados por el inicio de este proceso.

Una vez presentado y se inicie el proceso judicial, el acusado tendrá un plazo de veinte días para interponer alegaciones o para pagar la deuda.

Los implicados en este proceso, para evitar problemas mayores, deberán emitir alegaciones o pagar el importe reclamado, pues si no lo hacen deberán pagar la deuda contraída y los intereses que se generen con ella.

Si los implicados se niegan a pagar la deuda puede incurrir en un juicio, donde se necesitará la presencia de un abogado. Si no se superan los 3.000 euros, habrá un juicio verbal en el que las partes acudirán y presentarán sus respectivas pruebas y el juez dictará sentencia. Si excede esa cantidad, el acusado podrá presentar en el plazo de un mes una demanda de juicio ordinario. 



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios