Solucionar problemas con el pestillo de la puerta

Publicado por Covadonga Carrasco, 24 Abr 2015

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Arreglar pestillo de la puerta

Unos de los problemas domésticos más comunes son los que tenemos con las cerraduras. Los pestillos pueden convertirse, sin duda, en nuestros peores enemigos y dejarnos encerrados, sobre todo si en ese momento estamos solos en casa. 

LO QUE DEBES SABER...
  • Lubricar: los pestillos, por el desgaste o por la suciedad acumulada, necesitan lubricarse de vez en cuando para funcionar mejor.
  • Cerrajero: existen problemas que nosotros mismos podemos solucionar, pero si son mucho más complejos, lo ideal es llamar siempre a un cerrajero profesional.
  • Seguridad: es importante que nuestras cerraduras funcionen a la perfección para evitar problemas de seguridad importantes.

Pero, además, tener un problema con la cerradura no es un problema menor, conlleva un riesgo de seguridad, no solo para nuestra casa sino también para nuestro negocio, en el caso de que tengamos un local.

 

Muchas veces es necesario llamar al cerrajero porque el problema no lo podemos solucionar, sin embargo, en otras ocasiones, conociendo pequeños trucos, podemos conseguir solucionarlo.

Un pestillo atascado

Uno de los momentos que más agobio pueden generar es cuando se nos atasca el pestillo. Para solucionarlo, habitualmente debemos comprobar que el problema es que el mecanismo ya no esté alineado, que es lo que le hace funcionar. Los pestillos se usan mucho y se pueden acabar desencajando. Solo tendremos que levantar un poco la puerta y, si vemos que el pestillo vuelve a funcionar, los pasos a seguir serán simples: desatornillar y recolocar las bisagras.

Alinear el mecanismo

Si por el contrario el pestillo directamente no funciona, el problema será similar, pero, para solucionarlo, primero habrá que lubricarlo, así la suciedad se deslizará mejor.

Es probable que aun así el pestillo no funcione. En este caso puede suceder lo mismo que cuando se atasca, que la alineación no sea la correcta y, por tanto, haya que apretar bien los tornillos del pestillo o revisar la pieza que ha sido fijada en el marco de la puerta.

Si todas estas opciones siguen sin funcionar, no nos quedará otra opción que llamar a nuestro cerrajero para que nos eche una mano con la cerradura. Pero siempre es importante que busquemos otras opciones, porque, por norma general, el problema con los pestillos podremos solucionarlo nosotros mismos.

 

Si te han parecido interesantes estos consejos de hogar, nuestro boletín de canalHOGAR te da muchos más. ¡Suscríbete ahora!



Comentarios (1)

irenita52 comento el 24/04/2015 a las 13:42

En mi casa las cerraduras y los pestillos son viejos y dan muchos problemas. Me vendrá bien saber estos trucos ;)

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios