Cómo hacer desodorante casero

Publicado por canalHOGAR, 29 Nov 2016

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Cómo hacer desodorante casero

El zumo de un limón es el desodorante líquido más natural y sencillo que puedes usar, pero no es el único; con aceites esenciales, con bicarbonato y con algunos elementos más, puedes hacer tus propios desodorantes en casa.

Si ya usas jabón natural, crema DIY y limpias tu casa con productos caseros, ¿por qué no probar con el desodorante casero? Si tenías dudas, los desodorantes también pueden hacerse en casa con productos totalmente naturales y sin nada más, tú eliges los componentes, el olor e incluso la textura para que se adapte totalmente a tus necesidades y gustos.

Para hacer desodorante líquido necesitas un recipiente vacío de 50 ml, aceite vegetal de jojoba u otro que sea de tu gusto, bicarbonato de sodio y aceite esencial también según tus preferencias, puede ser de lavanda o manzanilla, por ejemplo.

Proceso para hacer desodorante casero:

   1. Calienta el aceite, moderadamente, si lo calientas demasiado, perderás parte de sus propiedades y puede que el desodorante no sea efectivo.

   2. Añade una cucharadita de bicarbonato y remueve hasta que se disuelva por completo.

   3. Llena el recipiente donde vayas a guardar el desodorante con esta mezcla y ya en el envase, añade 15 gotas del aceite esencial elegido.

   4. Cierra el bote, utiliza siempre que lo necesites y guarda el desodorante en un lugar seco y fresco. Para un uso más cómodo, puedes ponerlo en un frasco con difusor o similar.

Este desodorante natural está especialmente indicado para personas con sudoración de moderada a excesiva y con fuerte olor; no obstante, es importante tener en cuenta que los productos naturales nunca van a enmascarar olores y siempre dejarán a la piel respirar de forma saludable.

 

 

 

El exceso de sudoración o cambios en el olor, pueden ser señales de alguna alteración en la salud como cambios hormonales, por ejemplo. Además de pasarte al desodorante casero, es importante consultar con un profesional médico cualquier cambio en el sudor. Con MAPFRE Salud, puedes hacer este tipo de consultas o cualquiera que necesites, cuando quieras y como precises, tú eliges entre un amplio cuadro de médicos especialistas.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos