Cómo hacer una mascarilla con avena y limón

Publicado por canalHOGAR, 15 Nov 2016

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Cómo hacer una mascarilla con avena y limón

El limón es un elemento natural capaz de blanquear la piel y si lo mezclas con avena además, limpias de impurezas la dermis. Pero atención no solo a la forma de preparar, sino al uso y contraindicaciones de esta combinación.

La mascarilla de avena y limón está indicada para borrar o al menos, aclarar manchas oscuras de la piel que suelen salir con el paso del tiempo, por los excesos de sol o por otros tipos de circunstancias. Puede ser efectiva para aclarar o hacer desaparecer: pecas, lunares y en general,  manchas que oscurecen la piel.

Para hacer la mascarilla solo necesitas avena en copos o molida y zumo de limón. Incorpora en un cuenco de avena jugo de limón natural y recién exprimido, mezcla poco a poco hasta que obtengas una pasta o crema homogénea y consistente. Puedes añadir miel, si quieres que la mascarilla además, sea hidratante y leche para un extra de efecto blanqueador.

Lo importante es que sepas cómo utilizar esta mascarilla natural para que sea efectiva y logres el objetivo primordial: borrar manchas oscuras de la piel donde la apliques.

• Esta es una mascarilla natural, es fundamental ser constante en su uso para obtener resultados. Utilízala una o dos veces –como máximo- a la semana durante todo el tiempo que sea necesario, hasta que las manchas desaparezcan.

 

• Haz una mascarilla nueva cada vez que vayas a usarla. Ajusta la cantidad al uso, evitando guardar restos o hacer grandes cantidades que no se conservarán bien y en plenitud de facultades  más de 24 horas.

• Aplica la mascarilla por las noches, sobre la piel limpia y libre de cualquier resto de maquillaje o suciedad, realiza masajes circulares para ir extendiendo la mezcla sobre el rostro o zona a tratar.

• Deja la mascarilla actuar entre 15 y 20 minutos, después retira con agua y aplica tu crema hidratante de noche o los productos que emplees de forma habitual en el cuidado de tu rostro.

• Nunca tomes el sol o te expongas a la luz natural después de haberte puesto la mascarilla, al menos deben trascurrir 12 horas entre mascarilla y exposición solar, sino el efecto del limón sobre la piel será justo el contrario al deseado, brotarán nuevas manchas.

La mascarilla de avena y limón, además de contribuir a aclarar tu piel, realiza una perfecta exfoliación de la zona tratada, eliminando suciedades e impurezas, por lo que se trata de un remedio natural completo y con propiedades muy interesantes para el cuidado de la piel.

Los remedios naturales deben usarse siempre con precaución y con máximo cuidado. Si han aparecido manchas en tu piel, lo primero que debes hacer es consultar con un especialista para que te confirme el origen, causas y posibles tratamientos. Con los Seguros MAPFRE Salud,  tienes a tu disposición los mejores dermatólogos cerca de ti y en el horario que prefieras para consultar cualquier duda o necesidad con la mayor comodidad.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos