Usos del suavizante más allá de la ropa

Publicado por CanalHOGAR, 17 Mar 2016

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Usos del suavizante más allá de la ropa

Seguro que tienes claro para qué sirve el suavizante aplicado a las prendas y administrado en la lavadora, pero ¿conoces los usos del suavizante más allá de la ropa? Son bastante menos populares y sin embargo, tremendamente prácticos y útiles. Descúbrelos.

No sigas limitando el uso del suavizante a la lavadora, los usos del suavizante más allá de la ropa son bastantes y todos muy efectivos y recomendables. Te sorprenderá todo lo que este suave y oloroso producto puede hacer por ti y tu hogar.

Diluido en un litro de agua

Sencillo, muy fácil de hacer y muy socorrido para emergencias. Si tienes agua y suavizante poco más vas a necesitar para limpiar toda tu casa. La proporción aproximada es un litro de agua por cada tapón de suavizante. Con esta mezcla puedes:

- Limpiar alfombras y moquetas que, además, quedarán suaves, libres de electricidad estática y con un perfume muy agradable –el del suavizante que elijas.

- Suelos brillantes, limpios y seguros. Si llenas el cubo de fregar con esta solución, verás cómo tus suelos lucen como nunca y quedan además, menos resbaladizos.

- Remover papel pintado u otros restos como el adhesivo de paredes o puertas. Empapa bien el papel con la mezcla, ayudándote de una esponja, deja actuar unos instantes y rasca el papel que saldrá con el mínimo esfuerzo, gracias al efecto del suavizante.

- Ambientador. Si esta fórmula, la incorporas a una spray y rocías tu hogar con ella, podrás disfrutar del mejor ambientador, efectivo y duradero. Ideal si lo rocías a distancia y con una pulverización suave sobre cortinas, cojines o colchas y, en general, sobre cualquier textil del hogar.

Añade alcohol de limpieza y los usos se multiplican

Si a la fórmula magistral de agua + suavizante le sumas alcohol, ya tienes un potente e higienizante limpiador para sitios que exigen una limpieza más profunda e intensa, como el baño o la cocina, pero con total cuidado de todas las superficies, incluidos cristales y vidrios, o maderas.

Ablandador de restos difíciles

Si te aburres de poner las ollas o las sartenes a remojo sin que la suciedad o los restos se ablanden, prueba a añadir al agua unas gotas de suavizante, deja actuar una hora y luego, friega el cacharro dela forma habitual, enjuagando con abundante agua.

Estos usos del suavizante más allá de la ropa, te demostrarán como el suavizante tiene muchas más utilidades y funciones, más allá de quitar la electricidad estática de la ropa, aportar suavidad y agradable olor. El suavizante se presenta también como un efectivo y odorante limpiador en casi todo el hogar. Tu Seguro de Hogar MAPFRE también va más allá de las coberturas y asistencias habituales y más populares, por lo que merece siempre la pena informarse y estar al día de sus novedades y mejoras en cuanto a servicios novedosos y actuales, que dan respuesta a las necesidades de los usuarios y a sus demandas cotidianas.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos