Consejos para elegir el edredón nórdico

Publicado por CanalHOGAR, 23 Nov 2015

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Consejos para elegir el edredón nórdico

El estilo de tu ropa de cama solo debe depender de tu gusto personal. Sin embargo, si no quieres cometer errores fatales al elegir la forma de abrigar tu cama, repasa estos consejos para elegir el edredón nórdico más adecuado.

Las mantas y los edredones clásicos han dejado paso a los rellenos y edredones nórdicos que llegaron de los países más fríos, donde se han usado de manera tradicional siempre. Primero fueron los hoteles o los establecimientos públicos, los que descubrieron las ventajas de este tipo de abrigo y poco después, los nórdicos iban ganando terreno en los hogares.

El uso del edredón nórdico efectivamente se ha popularizado mucho en los últimos años y es fácil entender por qué, si tenemos en cuenta que resulta un elemento ligero, fácil de mantener y adaptable a los diferentes climas y zonas. Se suman a estas ventajas principales que actualmente en el mercado encontrarás edredones nórdicos para todos los presupuesto y necesidades. Por ello, es importante que antes de comprar tu nórdico conozcas estos consejos para elegir el edredón nórdico perfecto y tengas en cuenta sus peculiaridades.

- Los edredones nórdicos siempre están compuesto con fibras, la primera diferencia es que este relleno puede ser natural o sintético. Entre las naturales, lo más habitual son las plumas o plumones para rellenar el nórdico y ofrecer el máximo grado de calor; las fibras sintéticas completan los edredones no naturales.

- Los diferentes gramajes –densidad del relleno- que existen en el mercado, marcan diferencia en cuanto al calor que aportan los edredones nórdicos, de forma que cuanto más gramaje, más calor y cuanto menos, el abrigo se ve reducido. Fíjate en la etiqueta para conocer este detalle.

- Los rellenos nórdicos naturales son en general, más cálidos y por lo tanto, adecuados para climas extremos y fríos, viviendas aisladas y zonas en las que, en general, se precise un mayor abrigo en la cama. Los rellenos sintéticos pueden llegar a ser también muy calientes, aunque siempre menos que los naturales.

- En cuanto a la limpieza y mantenimiento del relleno nórdico, debes confirmarlo en la etiqueta correspondiente; como norma general, mientras que los rellenos naturales no pueden lavarse a máquina, los sintéticos sí suelen permitir la limpieza en lavadora doméstica, aunque tendrás que tener en cuenta el volumen de la prenda que en muchos casos, excederá la capacidad de tu lavadora.

- Las personas alérgicas pueden usar edredones nórdicos, pero siempre es preferible y recomendable que se decanten por fibras sintéticas y siempre con precaución en los primeros usos para evitar reacciones adversas durante la noche.

- La confección del edredón también es un detalle que debes observar y que delata la calidad y durabilidad de este tipo de elementos. Comprueba que los pespuntes que recorren el edredón nórdico son completos, seguros y resistentes; en ningún momento estas costuras deben unir las dos partes del edredón, y siempre deben permanecer en su superficie, permitiendo que el relleno se expanda por todo el interior sin ningún obstáculo.

Una vez elegido el tipo de relleno que precisas en tu edredón nórdico, el gramaje y grado de calidez que buscas, y la medida que ajusta a tu cama, el segundo paso es que te pierdas entre colores, estampados y tejidos. Lo normal es vestir estos rellenos nórdicos con las denominadas fundas nórdicas, que te permiten combinar y elegir el estilo que prefieras o precises para tu dormitorio, siendo una pieza clave para crear un ambiente determinado: juvenil, vintage, clásico o rústico, entre muchos otros.

Si combinas adecuadamente, según estos consejos para elegir el edredón nórdico, tus necesidades con las  cualidades y condiciones de los diferentes tipos de rellenos nórdicos, lograrás disfrutar de todas las ventajas y comodidades que ofrece este tipo de abrigo para cama. Igual que al elegir tu Seguro de Hogar MAPFRE, debes partir del conocimiento y asesoramiento para hacer coincidir condiciones y necesidades propias y de tu vivienda con coberturas y asistencias, incluidas en tu póliza de hogar, logrando la combinación perfecta que te garantiza tranquilidad y seguridad.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios