Cómo limpiar esponjas y bayetas

Publicado por Patricia Arroyo, 09 Feb 2015

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Mantener en buen estado las esponjas y bayetas

Cuando utilizamos una bayeta o una esponja durante mucho tiempo, al final terminan oliendo mal, por lo que normalmente decidimos tirarlas. Sin embargo, si las limpiamos como es debido, podremos seguir utilizándolas sin problemas. Tan solo tenemos que seguir los siguientes trucos de limpieza.

LO QUE DEBES SABER...
  • Lavadora: meteremos en la lavadora las bayetas y las esponjas de limpieza. Programaremos agua fría y utilizaremos detergente para ropa.
  • Hervir agua: echaremos agua y un poco de detergente en un cazo y dejaremos hervir durante 10 minutos con las bayetas y esponjas dentro. 
  • Agua caliente y bicarbonato: llenaremos un cubo con agua caliente y bicarbonato y, después, echaremos las bayetas y las esponjas dentro para eliminar las manchas y las bacterias. 

Las esponjas y bayetas de cocina pueden llegar a tener seis veces más bacterias que el botón de la cadena de un inodoro, y no es de extrañar, pues con ellas limpiamos la encimera, el fregadero, las cacerolas, los restos de comida de la mesa, etc. Por esto mismo, debemos procurar tener las esponjas y bayetas lo más limpias posible, no solo porque nos durarán más tiempo, sino también para evitar los malos olores y las bacterias. ¡Veamos cómo mantenerlas en buen estado!

 

Limpiar las bayetas y esponjas de la cocina

Una de las opciones para limpiar las esponjas y bayetas de cocina es meterlas en la lavadora. Para aprovechar el lavado, podemos meter también otros trapos de cocina o paños que utilicemos para la limpieza de nuestro hogar.

Programaremos la lavadora en un ciclo de agua fría y echaremos detergente, veremos que después las bayetas y esponjas quedan súper limpias y con buen olor.

También podemos echar las bayetas y esponjas en un cubo de agua caliente y añadir un poco de bicarbonato. Este es un truco de limpieza ideal para eliminar manchas difíciles de quitar como las de vino, aceite y otras suciedades; y, además, acabará con todas las bacterias.

Aunque, si lo preferimos, también es posible hervir un cazo de agua y meter en él los elementos de limpieza. Después, añadiremos una cucharada de detergente y dejaremos que hierva 10 minutos. Por último, habrá que enjuagar las bayetas y esponjas con abundante agua y dejarlas secar.

Consejos de limpieza para el mantenimiento de bayetas y esponjas

1. Una bayeta y esponja para cada cosa: para que las bayetas y las esponjas nos duren por más tiempo y además las usemos de una forma más higiénica, es recomendable utilizar una para cada tarea. Por ejemplo, una para limpiar los restos de comida de la mesa, otra para limpiar la parte de la encimera y el fregadero, otra para el baño, etc.

2. En remojo después de cada uso: al final del día o después de limpiar, habrá que dejarlas en remojo. Para ello, deberemos llenar el fregadero o un cubo con agua caliente, añadir un poco de detergente y dejarlas reposar durante una hora.



Comentarios (1)

irenita52 comento el 09/02/2015 a las 12:31

Las bayetas se ensucian con mucha facilidad por lo que dejar de tener utilidad rápidamente, a partir de ahora tendré en cuenta estos consejos para que duren más tiempo.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos