Abrillantadores caseros para los muebles de madera

Publicado por Covadonga Carrasco, 23 Dic 2014

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Abrillantadores para muebles de madera hechos en casa

Los muebles de madera merecen todos y cada uno de nuestros cuidados. Sin embargo, no siempre acertamos con los productos que compramos en el supermercado para hacerlo.

LO QUE DEBES SABER...
  • Aceite: es el principal ingrediente para hidratar y nutrir nuestros muebles de madera y dejarlos como nuevos.
  • Daños: si los daños que sufre nuestro mueble no son demasiado grandes, podremos disimularlos gracias a los abrillantadores caseros para madera.
  • Prueba: no todos los abrillantadores sirven para todos los muebles, dependerá del barniz que lleven, por eso es importante probar en zonas que no se vean primero.

Pero como para todo hay solución podemos preparar abrillantadores caseros para los muebles de madera y que estos queden impecables. Lo mejor es que la mayoría de los ingredientes que necesitaremos para prepararlos los tendremos en casa.

 

Podemos preparar hasta tres tipos diferentes de abrillantadores para nuestros muebles. Tendremos que usar cada uno de ellos en función del tipo de barniz del mobiliario. Para no equivocarnos podemos probar una pequeña cantidad en una parte que no se vea demasiado para comprobar cómo queda.

Abrillantador para limpiezas intensas

Lo que tendremos que hacer es usar un bol y mezclar en él tres partes de aceite de oliva y una de vinagre blanco. Lo iremos aplicando sobre la madera con un paño e iremos frotando suavemente para después dejar que seque al aire. Hasta que no esté completamente seco no podremos colocar nada encima para evitar que se queden marcas. No podremos guardar el abrillantador que nos sobre para otras ocasiones, porque se estropea.

Abrillantador casero habitual

En este caso el abrillantador lo podremos usar de forma habitual con dos medidas de aceite por una de limón. Lo aplicaremos con un paño y frotaremos con energía para conseguir brillo. Como el anterior caso, dejaremos que se seque al aire y sin colocar nada encima para evitar las marcas. Igualmente, tampoco debemos guardar el sobrante para futuras ocasiones.

Abrillantador de aceite de oliva

Este es probablemente el abrillantador más sencillo. Con el aceite de oliva más barato que encontremos en el mercado podremos hidratar y nutrir el mueble para que quede como nuevo. Este abrillantador casero nos servirá siempre que los muebles no hayan sufrido daños especialmente grandes.

 

¿Te ha gustado este artículo? No te pierdas nuestros boletines. ¡Apúntate!



Comentarios (1)

juantoni70 comento el 23/12/2014 a las 10:56

Los abrillantadores que suelo comprar en el supermercado no suelen funcionar bien en mis muebles, probaré a preparar un abrillantador casero, gracias.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios