Limpiar a fondo los sofás

Publicado por Patricia Arroyo, 23 Dic 2013

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Limpieza para sofás

El uso diario de los sofás termina por ensuciarlos. Por eso, cada cierto tiempo requieren una limpieza a fondo. Lo más probable es que se acumulen restos de comida y polvo por debajo y en el interior de sus cojines y almohadones.

LO QUE DEBES SABER...
  • Productos: podemos utilizar productos especiales o productos caseros.
  • Limpiar: frotar con un cepillo o esponja en movimientos circulares y de arriba hacia abajo.
  • Consejo: hay que evitar comer y beber en los sofás para intentar que no se ensucien demasiado.

En algunas ocasiones, dependiendo del tipo de tela y si se puede quitar del sofá, esta podrá lavarse en la lavadora. Para ello, primeramente deberemos comprobarlo en su etiqueta.

 

Pasos para lavar los sofás

Si optamos por una limpieza a mano, lo primero que tenemos que hacer es pasar la aspiradora con el accesorio adecuado por todo el sofá y los cojines. Si tenemos almohadones de plumas debemos evitar la aspiradora y tan solo sacudiremos con fuerza. Para limpiar las patas utilizaremos un trapo húmedo.

Una vez que hayamos pasado la aspiradora, vamos a limpiar el sofá con productos especiales o con productos caseros. Si el producto es nuevo y no sabemos si va a estropear la tela, podemos probarlo primero en la parte de atrás del sofá. Así sabremos si el producto lo daña o no.

Si optamos por un producto casero tan solo tendremos que seguir los siguientes pasos: primero prepararemos un cubo de agua caliente, lleno hasta la mitad, con detergente. Después, con un cepillo o una esponja suave empezaremos a frotar sobre el sofá en movimientos circulares y siempre de arriba hacia abajo para no estropear la tela. Para quitar la espuma utilizaremos un trapo limpio mojado en agua fría, de esta forma aclararemos el sofá. Y, por último, dejaremos secar al aire libre.

 

Consejos para no ensuciar el sofá

Si no queremos tener manchas difíciles en el sofá, lo ideal es no comer en él, intentar no beber y, si cae algo, rápidamente limpiarlo para que no quede mancha. Si tenemos mascotas hay que tener especial cuidado. También hay que tener en cuenta que si colocamos ropa húmeda sobre él, podría desteñir en ciertas telas.

Si queremos lavar alguna pieza del sofá, siempre debemos lavar todas al mismo tiempo, porque si existe alguna variación del color durante el lavado no se distinguirá del resto.

Por último, debemos evitar sentarnos en los brazos, ya que aparte de ensuciarlos estropearemos su forma y los desgastaremos antes.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios