Hacer compra grande o comprar al día

Publicado por canalHOGAR, 02 Sep 2016

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Hacer compra grande o comprar al día

Son muchos los cambios que han influido en la modificación de nuestros hábitos de consumo y compra de los hogares durante los últimos años. La escasez de tiempo, la venta online, los distintos tipos de familia, etc, han influido en cómo se hace la compra. En la actualidad, son muchos los que se decantan por realizar una compra grande al mes, dejando los artículos de consumo para el día a día; pero, ¿qué es más conveniente? ¿podemos ahorrar decantándonos por una de las dos alternativas? Te contamos algunos trucos.

Las ventajas e inconvenientes de cada una de estas opciones dependen, en gran medida del tipo de familia y sus miembros. Los que sólo cuentan con un persona realizan menos compras a diario y suelen optar por hacer un compra semanal, quincenal e, incluso, mensual. Este perfil de consumidor elige para ello los supermercados e hipermercados.

Por otra parte, los jubilados y las parejas adultas sin hijos que convivan con ellos han incrementado su consumo de productos de alimentación. Ellos optan más por la compra diaria y semanal y acuden a pequeñas tiendas de barrio y mercados.

En lo que a precios se refiere, lo ideal es optar por hacer una compra mensual de productos no perecederos, como es el caso de arroz, legumbres, leche, o conservas, entre otros, además de los productos de limpieza. Es importante, no excederse en las compras para no almacenar productos que pueden llegar a caducarse. Además, está comprobado que comprar de forma mensual incrementa el gasto, y es que cuanto más lleno está el carro más se incita al consumidor a comprar.

 

La compra diaria o semanal está condicionada por la adquisición de productos perecederos como carnes, verduras o pescados. Sin embargo, con la compra mensual el consumidor puede beneficiarse de ofertas como el 2x1, el 3x2 etc… Eso sí, hay que saber qué necesitamos, ya que estas ofertas incitan a consumir más de lo necesario.

Se trata de trucos que debes contemplar a la hora de hacer la compra. Se trata de ajustar los productos a tu economía, y, recuerda que, en caso de que se produzca una subida de tensión, no debes preocuparte por los alimentos perecederos que tuvieras en tu frigorífico: tu Seguro de Hogar MAPFRE actúa frente a ese y otros imprevistos a los que tengas que hacer frente.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos