¿Qué es un anemómetro y que usos puedes darle?

Publicado por CanalHOGAR, 05 Oct 2015

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

¿Qué es un anemómetro y que usos puedes darle?

Entre los aparatos meteorológicos se encuentra esta espacie de molinillo giratorio, pero ¿Qué es un anemómetro y que usos puedes darle? El anemómetro sirve para medir la fuerza del viento con lo que es de gran utilidad para hacer previsiones meteorológicas.

Para saber qué es un anemómetro y que usos puedes darle, debes empezar por saber que son aparatos de precisión que se utilizan principalmente en meteorología y en aeronáutica. Aunque se comercializan anemómetros a precios asequibles e incluso pueden construirse de forma casera, lo cierto es que se trata de un aparto cuya funcionalidad y uso requiere profesionalidad y conocimientos.

Encontramos por lo tanto dos tipos de anemómetros marcadamente diferentes en forma y uso.
 
1. El anemómetro instalado en los aviones no tiene nada que ver con este molinillo que es el que corresponde a las previsiones meteorológicas. En el caso de las aeronaves, se trata de un dispositivo para el control de la velocidad mediante la comparación de la presión del impacto del aire.

2. Los anemómetros -instrumentos meteorológicos- que constan de dos partes principales:

• El molinillo con tres brazos que se coloca encima de los tejados, torres de control… es decir, en el exterior y en zonas altas, en contacto directo con el aire para que pueda captarlo y proceder a medirlo.

• Contador o registro donde el molinillo envía los datos y se registran las mediciones hechas por el molinillo.

Con las mediciones que nos ofrece un anemómetro casero o instalado en nuestra vivienda podemos hacernos una idea del viento que sopla en el exterior de nuestro hogar, su fuerza  y su intensidad que nos puede alertar de la llegada de tormentas o de fuertes rachas de viento.

Este tipo de información, a nivel casero, puede ser útil para tomar algunas medidas de previsión habituales frente al viento como cerrar puertas y ventanas, recoger toldos o elementos externos que no se encuentren fijados con seguridad, asegurar en general o recoger objetos o mobiliario de jardín susceptible de volarse o dañarse por el viento, entre otras tareas de prevención para evitar accidentes personales y daños en nuestro hogar.

Saber qué es un anemómetro y que usos puedes darle es práctico, sobre todo, si vives en zonas asiladas con tendencia a vientos fuertes y en una casa individual; situaciones en las que el aire puede convertirse en un agente peligroso, tanto para ti como para tu vivienda.

A pesar de las previsiones que pueda aportar un anemómetro, siempre hay que contar que el viento como agente natural es imprevisible en ocasiones; el Seguro de Hogar MAPFRE, sin embargo, siempre te garantiza las mejores coberturas y asistencias.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos