Técnica de la muñequilla en muebles

Publicado por Vanesa Sánchez, 14 Feb 2013

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Técnica muñequilla

Este proceso, también conocido como técnica de goma laca, aunque es algo lento no es para nada complicado. A continuación te damos las claves para su aplicación

LO QUE DEBES SABER...
  • Elementos necesarios: barniz especial, muñequilla, aceite de linaza y papel de carburo de silicio.
  • Muñequilla: hacer el relleno con algodón, guata o hilos de algodón, compactándola en la mano para que no se deshaga.
  • Pasos: una vez hecha la muñequilla, llenarla de barniz y poner una gota de aceite de linaza. Aplicarla con cuidado en la superficie a tratar haciendo movimientos circulares, dando tantas capas como sea necesario.

 

Para realizar la técnica de la muñequilla se necesita el barniz que se obtiene disolviendo la secreción de un escarabajo (lacifo lacea o cochinilla de la laca) en alcohol etílico

 

Cómo se hace la muñequilla

La secreción de escarabajo también se puede comprar en escamas, que se disuelven en alcohol etílico. Además se necesitan la muñequilla y aceite de linaza.

El relleno es de algodón, guata o hilos de algodón, que se debe compactar primero en la palma de la mano. Se enrolla con un trozo de tela de algodón puro o lino (mejor si es una tela muy usada), de trama fina, que no desprenda hilos ni pelusas, procurando que se adapte a la mano y evitando que se deshaga durante la manipulación.

Exige habilidad y mucha paciencia. Mejor practicar antes con piezas pequeñas y de poco valor (aunque es fácil eliminar el barniz con alcohol en caso de cometer algún error) y siempre en lugares que estén muy bien ventilados.

Aplicación de la técnica de la muñequilla

Cargar la muñequilla abriendo el paño exterior para poder verter el barniz directamente en el relleno. Cerrarla y descargar el sobrante sobre un trozo de madera. Con la yema del dedo aplicar una gota de aceite de linaza en la base de la muñequilla, para lubricarla. Posteriormente, extender una primera mano de barniz haciendo movimientos circulares con la muñeca, intentando cubrir toda la superficie. Después se vuelve a recorrer haciendo grandes ochos. Se acaba trazando líneas largas, paralelas y superpuestas en el sentido de la veta.

Después de la primera mano hay que dejar secar el barniz al menos una hora. Se puede repetir la operación hasta dar cuatro manos.

Al día siguiente se pasa por la zona barnizada un papel de carburo de silicio (un abrasivo muy suave que eliminará los pequeños defectos). Se limpia bien el polvo y se vuelve a dar cuatro o cinco capas de barniz.

Con esto habremos aplicado correctamente la técnica de la muñequilla o goma laca. 



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos