Los peores colores con los que pintar tu casa

Publicado por CanalHOGAR, 15 Feb 2016

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Los peores colores con los que pintar tu casa

Para gustos, colores; sin embargo, los expertos recomiendan que tengas en cuenta que hay algunos tonos de los que es mejor huir. Son los peores colores con los que pintar tu casa, sobre todo, si los vas a elegir como color único.

La razón principal para señalar a algunos tonos como los peores colores con los que pintar tu casa no tienen tanto que ver con el gusto o estilo, como con sensaciones y emociones que provocan algunos tonos cuando se eligen como protagonistas en las paredes de en una vivienda.

Tanto psicólogos como decoradores coinciden en señalar al amarillo intenso y fuerte como el peor de los colores para las paredes de cualquier estancia de la casa. Le siguen tonos demasiado apagados o sosos como el gris, y entre los intensos y más oscuros, es preferible evitar el marrón chocolate y el azul marino.

En todos los casos y en todos los colores, se trata de evitarlos como color único para las paredes de tu casa, y no tanto en combinación con otros tonos o en zonas concretas o pequeñas extensiones o detalles. Los efectos negativos y menos deseables se dan cuando se utilizan en grandes cantidades; de otras formas, pueden contrarrestarse e incluso ser muy adecuados.

Amarillo

La intensidad del amarillo agota y cansa la mente. Si lo utilizas en una habitación luminosa, el efecto es aún peor, ya que la luminosidad se multiplica. Es un color que en sus tonalidades más intensas, no facilita la concentración ni el descanso y  puede llegar a fomentar la ira y desencadenar el llanto. Sin embargo, si lo utilizas en sus versiones más suaves y en combinaciones adecuadas o detalles, el efecto del amarillo en tu hogar puede ser justo el contrario: paz y armonía.

Azul marino

La intensidad y profundidad de este color lo hacen también poco recomendable para ser el color predominante en  las paredes de una vivienda. Por su cercanía al negro, resulta oscuro, triste y aunque puede gustar por un tiempo, será por muy poco, ya que pronto te cansará e incluso te podrá llegar a agobiar. Sin embargo, es un color ideal para aplicar en pequeñas dosis y con otros azules más claros, o con rosas e incluso, con blanco.

Gris

Una pared monocromática gris es sosa, aburrida y demasiado fría. No aporta confort ni sensación de calidez, por lo que es totalmente desaconsejable para viviendas. Si quieres incorporar el gris en tu decoración, apuesta por combinarlos con tonos intensos y vibrantes como los rosas o los morados.

Marrón chocolate

Aunque es un color que ha estado de moda muchas temporadas y se relaciona con ambientes elegantes, resulta demasiado intenso y oscuro para pintar por completo las paredes de una habitación. Aporta demasiada oscuridad y resta vitalidad, lo ideal es combinarlo con tonos mucho más claros y luminosos, o utilizarlo solo en zonas pequeñas y limitadas o en estampados o print.

Éstos son los peores colores con los que pintar tu casa, pero también ya sabes cómo incorporarlos de forma correcta y equilibrada en tu hogar. Si te gustan,  no tengas dudas: busca siempre la forma de tenerlos presentes en tu vivienda, o, de lo contrario, nunca lograrás una casa perfecta para ti. Completa tu seguridad y tranquilidad en tu vivienda, con la póliza de Seguro de hogar MAPFRE que más se ajuste a tus necesidades y a las de tu casa.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios