Pintar abanicos

Publicado por CanalHOGAR, 27 Abr 2016

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Pinta tus abanicos

El abanico es la herramienta perfecta cuando el calor “aprieta”. Si quieres personalizar alguno que tienes por casa y darle tu toque personal, te enseñamos a pintarlo a tu gusto, paso a paso. 

Los abanicos son un elemento que desde hace más de 100 años forma parte de nuestra cultura. Sin embargo, son cada vez menos los artesanos que se dedican a fabricarlos y decorarlos a mano, así que ha llegado la hora de que lo hagamos nosotros mismos.

Habrá que diferenciar los de tela o madera. Pero veamos las diferentes técnicas y maneras de hacerlo:

Diferentes técnicas para pintar los abanicos

Para comenzar a pintar abanicos sobre tela, necesitaremos, en primer lugar, una base de madera para apoyar el abanico. También necesitaremos alfileres o puntillas, un abanico, pinceles (uno fino y otro un poco más grueso), un lápiz de grafito o papel de calco, témperas de colores, un bote de agua para limpiar los pinceles y un trapo para secarlos.

Lo primero que haremos será abrir el abanico y sujetarlo a la base con los alfileres, dejando la tela tensa. Si se mueve o está floja puede estropearse el dibujo.

Dibujaremos en el abanico el motivo con el que queremos decorarlo y empezaremos a pintar con las témperas siguiendo las líneas. Lo mejor es hacerlo con el pincel fino siguiendo el contorno, para después rellenar el resto del dibujo con el pincel de grosor medio.

Para pintar abanicos de madera, puedes utilizar pintura acrílica y rotuladores permanentes. El comienzo es el mismo: sujetar el abanico como ya hemos aprendido y te recomendamos que dibujes o calques el patrón que quieres hacer en el abanico. Y ya sólo te queda emplear la pintura y/o rotuladores.

En ambos casos, los dejaremos secar bien y después quitaremos las fijaciones.

 

 

La originalidad del decoupage

Por otra parte, para pintar abanicos con la técnica de decoupage necesitaremos también la superficie de madera, los alfileres y un abanico de madera.

Tendremos que recortar el dibujo que vayamos a pintar en el abanico, usaremos para ello papel de periódico, de colores, servilletas, etc. Utilizaremos también cola blanca, un pincel y un cúter.

Sujetaremos el abanico, colocaremos el dibujo hecho de papel encima y aplicaremos la cola blanca con el pincel. Lo dejaremos secar y cortaremos la imagen con el cúter separando las varillas. Aplicaremos cola en los bordes recién cortados y los cantos de las varillas, para que no se peguen cuando se seque.

Nuestros abanicos decorados estarán listos para demostrar nuestro exquisito juego de muñeca.

De la misma manera que cuidas el acabado de tus abanicos, haz lo mismo con el escenario de tus manualidades: tu casa. Infórmate sobre el Seguro de Hogar MAPFRE que más te convenga y se ajuste a tus necesidades.

 

LO QUE DEBES SABER...
  • Artesanía: los abanicos se fabricaban hasta hace algunos años de forma tradicional, es hora de recuperar esa tradición.
  • Consejo: lo importante es que el abanico esté bien estirado antes de decorarlo.


Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos