Decorar con barriles el jardín, un toque rústico

Publicado por Covadonga Carrasco, 20 Nov 2012

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Barriles como jardineras para el jardín

Cuando nos planteamos la decoración de la casa, es habitual que nos centremos en su interior, sin embargo, el jardín también merece un poco de nuestra atención y cuenta con infinidad de posibilidades para dejarlo precioso. Por eso hoy queremos que conozcas la manera de decorar la parte exterior de tu casa de una forma original, dándole un toque rústico con barriles.

LO QUE DEBES SABER...
  • Jardineras: los barriles pueden ser unas excepcionales jardineras rústicas que darán un toque diferente a tu jardín.
  • Restauración: generalmente los barriles necesitan de una restauración y un tratamiento previo para que las plantas no sufran con las plagas.
  • Reciclaje: además de decorar el jardín, los barriles son una buena forma de reciclar elementos.

 

En un jardín no pueden faltar las plantas, pero si estás harto de ver las mismas jardineras siempre, lo ideal es usar barriles, que además de dar un toque rústico, resultan muy cómodos para las plantas al contar con más espacio.

 

Cortar los barriles por la mitad           

El uso de barriles de madera además es una buena forma de reciclar. Este tipo de barriles por norma general tienen un tamaño muy grande, por eso una buena forma de aprovecharlos es cortarlos en dos partes, que pueden ser de forma transversal o a lo largo, obteniendo así diferentes tamaños y formas para crear una variedad estética en nuestro jardín.

Antes de colocar nuestras plantas en los barriles, especialmente si estos están reciclados, hemos de tener en cuenta que al estar elaborados con madera es posible que tengan algunos bichos como termitas o insectos que podrían dañar nuestras flores o plantas.

Restaurar los barriles para eliminar las plagas

Por eso será necesario que comencemos un proceso de restauración y preparación de los barriles antes de colocar cualquier planta en su interior.

Para ello lo primero que debemos hacer es lijarlo, desarmar el barril entero e ir lijando sus piezas una por una. Esta es la parte más desagradable de la restauración porque es la más agotadora.

Cuando terminemos de lijarlo habrá que aplicarle algún tipo de barniz, betún o si queremos darle un toque divertido también podremos pintarlo de colores.

Los anillos de metal con los que se sujetan las tablas que componen el barril, también han de ser tratados para eliminar cualquier resto de óxido y dejarlos en perfecto estado.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos