Incluir fuentes de agua en la decoración

Publicado por Covadonga Carrasco, 12 Jun 2014

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Refresca tu decoración con fuentes de agua

El agua se ha considerado siempre una forma natural de relajación. Para muchos, escuchar el sonido del agua antes de dormir es un auténtico placer para los sentidos.

LO QUE DEBES SABER...
  • Relajación: el sonido del agua es uno de los más relajantes que podemos escuchar, tenerlo en casa es una experiencia única.
  • Peces: las fuentes, si son de gran tamaño, nos permitirán tener peces en su interior.
  • Materiales: podemos encontrar fuentes de innumerables materiales como el cemento, el PVC o el metal, entre otros.

Sin embargo, no solo su sonido es agradable, ver cómo cae el agua aporta un detalle de naturalidad a nuestro hogar y la mejor forma de conseguirlo es incluyendo fuentes de agua en la decoración.

 

Relajación natural

El sonido de una fuente es muy relajante. Si además practicamos terapias de relajación, estos elementos nos ayudarán a efectuarlas de forma mucho más intensa.

La gran ventaja de las fuentes de agua en la decoración es que podemos acoplarlas a cualquier tipo de estilo y no solo en el exterior de nuestro hogar, sino también en el interior. Eso sí, de menor tamaño y más acorde con los interiores. Si nos decidimos por colocarlas en la zona exterior, nos servirán también para hidratar las plantas que se encuentren cerca, si las situamos de forma adecuada.

Las fuentes están fabricadas de multitud de materiales como el vidrio, el metal, el cemento, el PVC o la madera de bambú, entre otros. Pero, además, se suelen incluir otros materiales como las piedras, las plantas o la madera para crear efectos decorativos.

 

Fuentes para interior o exterior

Si nos gustan los animales, también podemos tener una fuente con peces. Eso sí, recordando que requieren ciertos cuidados y, sobre todo, que será necesario que la fuente tenga un tamaño adecuado.

En el caso de que coloquemos fuentes en el interior de casa, no habrá demasiados problemas a la hora de instalarlas, ya que suelen ser bastante pequeñas. Si quisiéramos colocar una de mayor tamaño, tendría que instalarla un profesional. Lo que hay que tener siempre en cuenta es que no debe haber elementos eléctricos cerca para no provocar daños.

Si nos decidimos finalmente por situar una fuente en el exterior, deberemos elegir el modelo en función del espacio que tengamos. Las hay más discretas, más llamativas, con luces, con estatuas, con más o menos ritmos en la fluidez del agua, etc. ¡Hay múltiples posibilidades!



Comentarios (1)

simeonediego842 comento el 12/06/2014 a las 12:45

Es verdad. El sonido del agua cayendo es de las cosas más relajantes que he escuchado. Me encantaría tener una fuente pequeña dentro de casa, no sabía que no era difícil de instalar. Así que ¡gracias!

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos