La dulce decoración naíf

Publicado por Covadonga Carrasco, 20 Dic 2013

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Decoración naíf

En francés la palabra naïf hace referencia a la inocencia y la ingenuidad. Por eso, cuando hablamos de la decoración naíf lo hacemos de un estilo particularmente dulce y delicado que se ha convertido en uno de los más importantes por dar un toque romántico, fresco y encantador. Conozcamos un poco más sobre él.

LO QUE DEBES SABER...
  • Colores: los tonos pastel son los que identifican esta tendencia en decoración.
  • Vintage: elementos como los marcos, los cuadros o incluso los muebles de estilo vintage serán perfectos para integrarlos en este tipo de decoración.
  • Cupcakes: esta moda gastronómica sirve también para decorar nuestra cocina aportando el toque inocente y delicado propio de este estilo.

La estética naíf se ha convertido en tendencia gracias al tipo de colores que utiliza, que son siempre tonos pastel. No importa la gama, pueden ser lilas, rosas, verdes jade o beis. Estos tonos se utilizan sobre todo en las paredes, mezclados con blancos y especialmente en estampados de rayas, una de las tendencias más comunes dentro de este estilo decorativo.

 

Colores pastel en paredes y blancos en el mobiliario

A la hora de elegir los colores de los muebles el ideal es el blanco, con ciertas ornamentaciones que aporten ese toque romántico del que hablábamos antes. En cuanto a los materiales, podemos utilizar la madera, el mimbre o la forja. Los marcos de madera blanca en las ventanas también son propios del estilo naíf, ya que, además, aportan luminosidad, algo básico en este estilo decorativo.

Las flores son otro punto importante en este tipo de decoración. Jarrones de colores pastel con rosas blancas, camelias, margaritas o dalias, ofrecerán ese toque tierno y fresco a nuestra decoración.

 

Flores para aportar un toque inocente y fresco

Para darle un toque aún más dulce podremos usar lazos rodeando los jarrones o colgar corazones fabricados con mimbre en las paredes, jaulas a modo de farolillos, portarretratos de estilo retro y vintage, etc.

Este estilo decorativo nos recuerda mucho a las grandes casas de campo británicas aunque, en este caso, combinaremos elementos antiguos con otros más modernos. Un toque sofisticado que culminará con textiles florales en tonos suaves y lámparas sencillas para los techos.

Al estilo naíf de la decoración se ha unido la moda de los cupcakes, que serán perfectos para colocar en nuestra cocina y aportar ese toque dulce, romántico e inocente que buscamos.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos