Tipos de mamparas para la ducha

Publicado por canalHOGAR, 10 May 2016

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Tipos de mamparas para la ducha

No te preocupes por cómo sea tu cuarto de baño: a la vista de todos los tipos de mamparas para la ducha que hay en el mercado, vas a encontrar, seguro, una que se adapte a tus necesidades de manera perfecta.

Las mamparas son la clave en una ducha cómoda, elegante y actual. Aunque hay otras opciones para evitar que el agua se salga cuando te duchas, la realidad es que la gran variedad de tipos de mamparas para la ducha que hay, demuestran que es la mejor opción, ya que presenta una gran cantidad de ventajas y virtudes.

Las mamparas para el baño se clasifican fundamentalmente por el tipo de cierre de sus puertas; de esta forma, puedes encontrar mamparas con puertas correderas, abatibles, replegables o en fuelle y fraccionables. Luego, dentro de cada tipo, hay infinidad de diseños y características que puedes elegir, como el tipo de cristal o de perfilaría para la mampara.

Correderas

Este tipo de mamparas es el más tradicional, de los que más tiempo llevan el mercado, y aun bastante solicitado por su adaptación a baños con necesidades de espacio concretas. Las puertas correderas son interesantes para cubrir platos de ducha no demasiado pequeños, pero sí con poco espacio a su alrededor, ya que no ocupan espacio ni hacia dentro de la ducha ni hacia fuera y, por tanto, no necesitan espacio para poder ser practicables. No son las más fáciles de limpiar o mantener, pero gracias a los materiales y montajes actuales no resultan incomodas.

Abatibles

Con casi total seguridad, las puertas abatibles son de las más habituales actualmente, son actuales, cómodas y muy fáciles de limpiar y mantener en buen estado. Las mamparas con puertas abatibles pueden combinarse según el espacio, el tamaño del baño y las necesidades concretas. Pueden abrirse hacia dentro, hacia fuera u ofrecer ambas posibilidades. Es posible hacerlas en cualquier medida, pueden ser varias puertas abatibles, dos o combinadas con fijos, que es lo más habitual y cómodo, todo depende del tamaño y la forma del plato de ducha que la mampara deba cubrir.

 

 

Replegables o en fuelle

Este tipo de mamparas ha evolucionado mucho en los últimos años, diseñándose modelos mucho más elegantes y lucidos, en diferentes materiales y formas. Las mamparas replegables o con puertas de fuelle, son el recurso perfecto para pequeños platos de ducha en aseos, o baños de dimensiones más ajustadas. Al incluir un mecanismo de carriles, no son tan sencillas de limpiar ni mantener como las abatibles.

Fraccionables

Este tipo de mamparas son las más flexibles del mercado y buscan cumplir con las demandas y necesidades de todos los usuarios. Son mamparas que presentan dos pares en casa hoja que las compone, pudiéndose mover, abrir y cerrar de forma individual la parte de abajo o la de arriba. Son mamparas más especiales y complejas, de presupuesto más elevado, pero muy prácticas y útiles para hacer los baños más accesibles y practicables, sobre todo, facilitan a una persona ayudar o duchas desde fuera a otra, sin que el agua se salga del plato.

Estos son los tipos principales de mampara para ducha que puedes encontrar en cuanto a forma de apertura, que es la característica principal y primera a valorar a la hora de elegir la mampara perfecta para tu ducha. En todo caso, siempre consulta de acuerdo con tus necesidades, porque algunas de ellas pueden ser combinables y la mayoría pueden hacerse a medida para responder a todas las demandas.

Elegir la mampara adecuada entre los diferentes tipos de mamparas para la ducha, no es tan complicado como parece. El espacio con el que cuentes y las necesidades van a marcarte la pauta; luego, dentro de las que cumplan con tus requisitos necesarios podrás elegir estilo y diseño entre una gran variedad de tipos de cristales y perfilarías, por ejemplo.

Las mamparas crean baños actuales y cómodos, además de accesibles. En cualquier caso, no pierdas de vista que el cuarto de baño es siempre un espacio que requiere de atención y protección extra; el Seguro de Hogar MAPFRE te ofrece con sus coberturas, asistencias y servicios justo lo que necesitas, tanto para tu cuarto de baño como para el resto de tu vivienda.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios