Consejos para tener un dormitorio en el que dormir bien

Publicado por canalHOGAR, 01 May 2016

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Consejos para tener un dormitorio en el que dormir bien

El descanso es una de las funciones principales de un dormitorio, sin embargo, si en el tuyo algo falla, apúntate estos consejos para tener un dormitorio en el que dormir bien y descubre el placer del descanso reparador y profundo.

No siempre es la cama (aunque muchas veces lo es), otras veces es la temperatura y, algunas, el color de las sábanas; deja las dudas a un lado y descubre con estos consejos para tener un dormitorio en el que dormir bien, lo que de verdad importa para conciliar el sueño.

Las terapias para ayudar a conciliar el sueño, pero no un sueño cualquiera, sino uno realmente reparador y placentero, son hoy en día bastantes y se convierten en perfectos consejos para observar antes de ir a dormir. Elige la que más te guste o prueba la que más se adapte o consiga atraer el sueño de calidad que deseas y  necesitas.

Colorterapia

Puede que los colores no te influyan, pero si tienes dudas o quieres comprobarlo, los expertos recuerdan que los tonos claros ayudan a tranquilizar y aquietar la mente, junto con los azules, morados y rosas. Los tonos pastel, como el verde mint o el rosa empolvado, además de ser tendencia en los estilos retro, son ideales para conciliar el sueño.  No pienses sólo en las paredes: la ropa de cama, la decoración, los complementos y hasta tu pijama puede estar causándote distorsiones en tus horas de sueño, evita los colores estridentes.

Aromaterapia

Con la luz apagada y los ojos cerrados, el sentido del olfato es el rey y puede que sea el culpable de que te cueste demasiado dormir. Para conciliar el sueño, o al menos contar con una ayuda importante, llena tu dormitorio de aromas suaves y equilibrados, siempre a tu gusto y preferiblemente naturales. Evita los ambientadores químicos y busca recursos más serenos y adecuados como las barras de olores de hierbas aromáticas calmantes o las velas, siempre extremando las precauciones. Lo mejor es que pongas el ambientador natural media hora antes de ir a la cama y lo apagues en su totalidad cuando vayas a meterte en la cama. Los saquitos de lavanda bajo la almohada son un recurso sencillo y muy útil.

 

 

Temperatura

Ni mucho frío ni mucho calor, no te dejes llevar por los extremos en lo que a la temperatura de la habitación se refiere, ya que muchas veces la temperatura es la culpable de que te despiertes o desveles a media noche. Utiliza programadores de temperatura y temporizadores en el caso de que tengas cualquier tipo de climatizador en el dormitorio. Unos 18 grados puede ser una temperatura muy recomendable. Vigila también el grado de humedad, es fundamental para lograr un descanso saludable.

Elementos de distracción

Las encuestas demuestran que muchas personas se duermen con la radio o la televisión, sin embargo, los expertos en sueño recuerdan que no es la mejor forma y, siempre que se pueda evitar, es mejor intentar una mejor higiene del sueño. Para evitar las tentaciones, es preferible que en tu dormitorio no haya ni televisión ni radio ni ningún otro dispositivo electrónico que pueda distraerte de tu propósito principal: dormir. Si no te queda otro remedio que trabajar, por ejemplo, un rato antes de acostarte, lo mejor es hacerlo fuera del dormitorio y una vez en él, apostar por la calma y si es necesario, incluso un buen hábito es realizar algún ejercicio o estiramiento relajante. 

Luces

Hay muchas personas que sólo pueden dormir en la oscuridad absoluta, y es cierto que como pauta general, la oscuridad favorece el sueño y el descanso. Por eso, es importante que en tu dormitorio cuentes con una iluminación indirecta para meterte en la cama, además de como elemento de decoración la típica lámpara de mesilla -siempre adaptada al estilo de tu dormitorio y a tu gusto- es imprescindible para conciliar el sueño de calidad, mucho más rápidamente.

Estos consejos para tener un dormitorio en el que dormir bien, te van a ayudar a lograr un ambiente relajado, tranquilo y equilibrado donde el sueño de calidad y el descanso serán muy bienvenidos. La tranquilidad es esencial para descansar bien por la noche y con el Seguro de Hogar MAPFRE adecuado a tus prioridades e intereses, las eventualidades no te quitarán el sueño.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos