Cómo hacer de tu baño todo un spa

Publicado por canalHOGAR, 25 Ago 2015

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Cómo hacer de tu baño todo un spa

Para los amantes de los baños tranquilos y relajantes, un spa es la mejor recompensa, pero si no puedes ir siempre que quieres, descubre cómo hacer de tu baño todo un spa y disfruta cada día en tu hogar de un momento zen.

Con algunos detalles y un poco de imaginación descubrirás cómo hacer de tu baño un spa, al menos, para el día a día, aunque luego, siempre que puedas, te des el gusto de una visita a un spa profesional:

   - Blanco sin matices y sin excepciones, la cromoterapia dicta sentencia en todo spa y aconseja el blanco como color perfecto para fomentar el relax y el descanso, así como descansar la mente y prepararla para nuevos desafíos. El blanco debe estar lo más presente posible en tu spa casero: accesorios, muebles, toallas… todo vale.

   - Luz natural. Si tienes la suerte de tener un baño con luz natural, nada de cubrirla, sino todo lo contrario, la luz del sol es una fuente de energía irrenunciable y la más codiciada en un spa. Las luces indirectas y muy suaves también son una alternativa, las velas también sirven, aunque son menos prácticas.

   - Naturaleza. Necesitas plantas en tu cuarto de baño, no te preocupes porque hay muchas opciones, por ejemplo, bambús u orquídeas entre las más exóticas para un spa de estilo oriental.

   - Piedra y materiales naturales en la decoración. Si puedes permitírtelo no olvides integrar dentro de tu cuarto de baño elementos como jaboneras, jarrones o botes de piedra natural. Confieren la personalidad y naturalidad que espera en todo spa. La madera también es una alternativa muy válida.

   - Música. Puedes instalar hilo musical en el cuarto de baño; será muy útil tanto para informarte por las mañanas, como para relajarte en tu baño nocturno spa. Hay, además, soluciones más rápidas y asequibles como dispositivos musicales aptos para el baño e incluso para dentro de la ducha.

   - Arte en imágenes. Depende del espacio, pero siempre hay forma de incorporar alguna lámina, reproducción, vinilo o fotografía en alguna pared del baño como punto para la inspiración y el relax, imprescindible en todo spa.

Los detalles, en resumen, te dan la pista para saber cómo hacer de tu baño un spa. Probablemente no puedas adaptar todos estas claves que te proponemos, pero sólo con que te propongas incorporar a tu baño alguna de ellas, la mejoría será visible y la disfrutarás. ¿Un cambio de accesorios apostando por el blanco? ¿Un grifo rociador? Elígelos y deja que el Servicio de Bricolaje del Seguro de Hogar MAPFRE se ocupe del resto, ¡a disfrutar de tu spa casero!



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos