Disimular una puerta exterior

Publicado por canalHOGAR, 23 Feb 2017

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Una terraza con suelo de madera

Gracias a las diferentes técnicas de decoración que disponemos, hoy en día es posible disimular cualquier elemento que no nos guste, incluso una puerta exterior. Estas son cinco de las mejores ideas para hacerlo.

Existen muchas razones por las que alguien querría disimular una puerta exterior. Puede que tenga una puerta que dé una habitación clausurada. O una que dé a una parte del jardín que no utiliza. O quizá la puerta de la entrada es demasiado extravagante y no combina con la decoración general de la casa.

Si ese es tu caso y tienes una puerta exterior que ya no es de tu agrado, no te preocupes. Puedes aplicar algunos trucos para disimularla o camuflarla. De esta manera, cualquier puerta exterior puede llegar a pasar desapercibida, si esa es la intención. A continuación, te ofrecemos 5 ideas sencillas de decoración.

 

Utiliza papel pintado

Una de las mejores formas de camuflar una puerta exterior es con el papel pintado. Puedes hacer que la puerta que no te gusta pase a ser parte de la decoración al empapelarla con diseños que combinen con el resto del ambiente. La ventaja es que este tipo de material viene en diseños muy variados, por lo que tendrás mucho de dónde escoger para colocar a tu puerta exterior.

Decorar con papel pintado hará que tu puerta exterior luzca de una manera atractiva y diferente. Tanto así que, al mirarla, la primera impresión no será la de una puerta, sino más bien la de algo que es parte de la decoración. Por ello, la idea es seleccionar un modelo que combine con el resto de la decoración y que convierta a la puerta exterior en un elemento más del espacio, que se integre a este sin destacar demasiado.

 

Píntala

Si has cambiado el color de las paredes de la casa, incluyendo el de la fachada, no puedes olvidarte de la puerta exterior. El problema con estas puertas es que suelen romper estéticamente con la decoración. Por ello es importante darles un color que no llame demasiado la atención.

En ese caso, lo mejor que puedes hacer es pintarla del mismo color que las paredes. Así la puerta exterior no resaltará más que el resto de los elementos de la decoración. Procura pintar también todo lo que sea marcos y la manivela. Este elemento en especial suele llamar demasiado la atención en la puerta exterior. De hecho, si esta es muy extravagante, es mejor que optes por cambiarla.

 

Instala una pared panelada

Otra buena forma de camuflar una puerta exterior e incluso de interior es instalando una pared panelada. Para esto, lo único que se necesita hacer es utilizar el mismo material tanto en la pared como en la puerta. De esta manera se podrá ocultar los límites de la puerta exterior al integrarse en el diseño general de la pared.

Para camuflar una puerta exterior con este método, el material más utilizado es la madera. Aunque también puede utilizarse otro tipo de materiales. En todo caso, una pared panelada ayudará a dar ese acabado uniforme que tanto buscabas. Y será la solución perfecta para disimular cualquier puerta.

 

Coloca una planta o un árbol frente a ella

Con el paso de los años es posible que una puerta exterior haya quedado sin utilidad o que rompa con la estética de una estancia. Si tienes este problema con una puerta en el patio o jardín, una buena opción es colocar una planta o un árbol frente a ella. De esta manera podrás camuflar muy bien la puerta exterior.

Una gran opción puede ser colocar una vid trepadora. Si instalas un enrejado frente a la puerta exterior, las vides comenzarán a trepar a medida que crecen. Y así no solo podrás disimular esa puerta que ya no te gusta, sino que también darás un toque más natural a tus espacios.

 

Cuelga una lona

Otra excelente alternativa para camuflar una puerta exterior, ya sea que se encuentre en el jardín o en cualquier otra estancia de la casa, es colgar una lona frente a ella. Este tipo de lonas suelen tener diferentes diseños que incluyen bolsillos individuales para colocar plantas. Al igual que con el enrejado, las plantas comenzarán a trepar a medida que crecen y en poco tiempo la puerta exterior ya no estará a la vista. Como recomendación adicional, antes de comprarla es importante que te asegures de que la lona cubra todo el espacio de la puerta. 

 

 

¿Cuál es la mejor opción para camuflar una puerta exterior?

Hemos mostrado 5 ideas diferentes para disimular una puerta exterior. Pero si te estás preguntando qué opción es la mejor, debes saber que eso depende de ti. Es decir, la mejor opción es aquella que se adapte mejor a lo que necesitas. Y es que no todos los casos son iguales: puede que tú solo quieras camuflar una puerta exterior porque desentona demasiado con la decoración general de la estancia.

Pero también puede darse el caso de que hayas clausurado una puerta exterior que da entrada desde el jardín a un espacio de la casa. Para estas situaciones la solución puede ser distinta. En el primer caso, lo mejor es optar por el empapelado, la instalación de una pared panelada o incluso la pintura. Y en el segundo caso las mejores opciones son colocar plantas en enrejados y lonas.

Y es que la elección entre una y otra idea para usar en una puerta exterior también depende del gusto de cada persona: Hay quienes les encanta usar papel pintado por lo versátiles que pueden ser. Pero hay otros a los que no les emociona mucho este tipo de decoración. Por ello, siempre es importante contar con varias alternativas.

En todo caso lo importante es saber que dispones de varias opciones. En la actualidad contamos con muchas técnicas de decoración para aplicar a cualquiera de los espacios de la casa, sea interiores o exteriores y que puedes aplicar por ti mismo. Así que, si estabas buscando algún truco para disimular una puerta exterior, atrévete a utilizar alguna de estas ideas y cambia el aspecto de tus estancias.

Al final, sea cual sea la opción que elijas, querrás que la puerta y toda tu vivienda estén siempre protegidas de la humedad y de cualquier incidente que la pueda afectar. Una buena manera de estar tranquilo en este sentido es contar con una cobertura de Seguros de Hogar MAPFRE que te dará la confianza que necesitas para disfrutar de tus espacios sin preocuparte por nada.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos