Tarta de violetas

Publicado por canalHOGAR, 07 May 2016

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

 Tarta de violetas

Por obra de los caramelos de violetas, la tarta de queso se ha convertido en tarta de violetas y cuando descubras lo buena que está, y lo bonita que queda, seguro que va a ser tu pastel preferido para eventos y citas importantes.

¿Te gustan las violetas? su aroma, su sabor… entonces la tarta de violetas de queso va a pasar a ser tu preferida. La clave de esta postre son los genuinos caramelos de esencia de flor de violeta y que son típicos de Madrid, aunque gracias a internet, puedes disfrutarlos en cualquier punto del mundo, por lo que no tendrás problemas para elaborar esta receta.

La tarta de violetas es muy especial, tanto por fuera como por dentro, resulta elegante y muy llamativa en color y en forma, y su esencia es tradición y naturaleza, personificada en las flores, las violetas.

Si alguna vez has hecho tarta de queso sin horno con cobertura de fresa o frutas del bosque, la receta para hacer tarta de violetas es una adaptación de esa popular tarta, por lo que te resultará muy sencilla y rápida de hacer, lo único es introducir el elemento diferenciador: caramelos de violeta.

Los ingredientes de la tarta de violetas son galletas maría -o similares y al gusto- unas 12, 100 gramos de mantequilla, 500 mil de nata para montar, tarrina de queso crema natural, 7 hojas de gelatina, 350 gramos de caramelos de violeta, 125 ml de leche y 150 de agua.

   1. Base de galletas: tritura las galletas como mejor y más cómodo sea para ti, puedes usar la picadora o hacerlo a mano, añade la mantequilla derretida. Incorpora al fondo del molde que vayas a usar para la tarta, cubriendo todo el fondo de manera uniforme. Reserva en el frigorífico.

   2. Crema de queso y violetas: es necesario picar y triturar los caramelos, por lo que puedes usar alguna picadora adecuada o hacerlo también a mano, aunque el resultado será siempre mejor si lo haces a máquina; lo ideal es que obtengas polvo de caramelo de violetas. Mientras preparas el queso, deja 5 hojas de gelatina en agua fría, unos 5 minutos. Pon en un cazo al fuego la leche y el queso, remueve hasta obtener una crema y añade las hojas de gelatina. Aparta del fuego cuando todo esté bien mezclado.

   3. Montar la nata a la violeta. Monta la nata como suelas hacerlo, o según las instrucciones; es más cómodo hacerlo con una varilla eléctrica y con todo en frío, tanto la nata como el recipiente y los instrumentos. En la mitad del trabajo, incorpora el polvo de caramelo de violeta.

   4. Mezcla la nata montada con la crema de queso, ten cuidado para que la nata no baje demasiado y mantenga su textura, lo máximo posible. Vuelca el resultado dentro del molde de la tarta sobre la base de galleta y vuelve a poner en el frigorífico.

   5. Prepara la gelatina de violetas para dar el toque final a la tarta. Pon el agua a calentar y agrega el polvo de caramelo de violeta que te queda y también las 3 hojas de gelatina restante, previamente hidratada. Remueve hasta que todo quede bien unido y luego deja enfriar un rato antes de volcar sobre la tarta.

   6. Deja tu tarta de violetas en la nevera, al menos, una hora y media, antes de consumir y disfrutar. Puedes adornar con algún caramelo de violeta, o incluso con flores de violeta naturales para una presentación más espectacular y sofisticada.

Esta receta de tarta de violetas de caramelo es sencilla y rápida, no necesitas mucha experiencia, ni ingredientes complicados, sólo los caramelos, claro. En Internet, puedes encontrar otro tipo de postres y tartas hechas a base de estos caramelos de violetas, pero esta probablemente sea de las más populares y de las que puedas hacer de la forma más rápida, siendo el resultado muy especial y original, potenciando los ingredientes, el genuino sabor de esencia de violeta que, en exclusiva, tienen estos caramelos.

 

 

La tarta de violetas no exige horno, aunque sí tendrás que calentar agua y leche, por lo que es importante que extremes las precauciones, y en cualquier caso, confía en el Seguro de Hogar MAPFRE para restaurar cualquier daño o accidente que pueda sufrir tu cocina mientras preparas este o cualquier otro postre.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios