Propiedades de la miel

Publicado por CanalHOGAR, 02 Feb 2016

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Propiedades de la miel

Como alimento rico en azúcares, este elemento natural endulza de la manera más saludable, pero, además, las propiedades de la miel van mucho más allá, teniendo interesantes aplicaciones como remedio casero para algunas afecciones básicas, como la ronquera o la piel seca.

Averigua todo lo que el dulce néctar de las abejas puede aportarte, conociendo las propiedades de la miel que la convierten tanto en un alimento rico por sí mismo, como en un ingrediente principal en productos de cosmética, por ejemplo.

Fuente de energía rápida

La miel es el elemento natural que más energía proporciona de forma natural y sin más aditivos ni tratamientos. La miel es, por tanto, un recuperador perfecto cuando falta la energía esencial. Compuesta esencialmente de fructosa y glucosa, la miel es absorbida de forma casi inmediata por el organismo, de la manera más suave y menos agresiva, además.

Edulcorante natural

Siempre que no haya contraindicaciones médicas, la miel es una de las formas más saludables y naturales de aportar sabor dulce a tus alimentos, recetas y bebidas. Especialmente recomendado para endulzar leche, infusiones o yogures, la miel aporta, además, energía natural y un sinfín de propiedades asociadas.

Eficaz antibacterias

La miel cuenta con varios componentes –enzima glucosa oxidasa e inhibinas- que la convierten en un eficaz instrumento para luchar contra la proliferación de bacterias en el organismo. De ahí que se recomiende la ingesta de la miel para ayudar en casos de resfriados, gripes o bronquitis, o como coadyuvante en la prevención de este tipo de patologías.

Hidratante y calmante

Las propiedades calmantes e hidratantes de la miel la llevan a ser un ingrediente principal en muchas cremas, jabones… especialmente, de los que se componen de elementos naturales y son especialmente recomendados para problemas de pieles demasiado secas y delicadas.  Además, las propiedades calmantes y regeneradoras de la miel sobre la piel la convierten en un remedio natural y casero para quemaduras y roces superficiales.

Las propiedades de la miel no acaban aquí, pero éstas son las esenciales para animarte a consumirla, introduciéndola en tu dieta cotidiana o al menos, tener presente en tu hogar la miel como remedio natural y accesible para casos puntuales.

Aunque  la miel es apta para todos los públicos – no para bebés- y está especialmente recomendada para niños, deportistas y personas mayores, es imprescindible consultar previamente con el médico para valorar la cantidad y la forma más adecuada, según tus características personales y de salud, de ingerirla. Con el Seguro de Salud MAPFRE,  tienes el control sobre tu salud, por lo que puedes consultar con el especialista elegido de la manera más cómoda y rápida, además de segura, la inclusión de la miel en tu dieta.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos