Características del diente de león

Publicado por canalHOGAR, 25 Nov 2015

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Características del diente de león

Presente en todo el mundo, las características del diente de león hacen que sea una planta muy conocida, ya que crece de forma espontánea en la naturaleza, en el césped de un jardín o entre las hierbas del parque, por ejemplo.

Para muchos niños, el diente de león con sus mágicos molinillos de delicados pelillos blancos que vuelan por  los aires al primer soplido de los pequeños es su planta favorita, pero también para muchos adultos que descubren en las características del diente de león, una planta perfecta para sus infusiones o ensaladas favoritas, por ejemplo.

Lo más destacado del diente de león es que es una planta presente de forma natural y espontánea en casi todos los entornos, es vivaz y se adapta a cualquier tipo de condiciones climatológicas y de terreno. Esta facilidad para el crecimiento y la reproducción, junto a sus  grandes beneficios y sus características saludables, hacen que sea una planta habitual en los remedios y tratamientos naturales, pero también en la cocina.

   • Las hojas del diente de León son comestibles. Son fuente de ácido fólico y hierro, más que las famosas espinacas.

   • Contiene principios amargos que aunque no sean los más sabrosos o apreciados en todos los paladares, aportan propiedades digestivas y muy recomendables para mejorar el funcionamiento del hígado.

   • La piel sale muy beneficiada con el diente de león, ya que es apropiada para mejorar pieles secas, con acnés u otras afecciones de la piel. También es útil para tratar pequeñas quemaduras o irritaciones.

   • El contenido en minerales del diente de León también es muy importante: potasio, sodio y magnesio, entre otros.

   •  En cuanto a vitaminas, el diente de león se considera la verdura con más alto contenido en Vitamina A, esencial para el cuidado de la vista, entre otras cosas. También integra Vitamina C en valores altos.

   • Las propiedades diuréticas y su valor depurativo, hacen del diente de León un imprescindible en muchos regímenes y dietas de adelgazamiento.

   • Las raíces del diente de león pueden tratarse -secarse y molerse- para convertirse en un sustitutivo del café con un sabor bastante agradable y sin las grandes desventajas que para la salud puede tener el café.

A la vista de todas estas características deseables como fuente de salud para prevenir enfermedades y lograr aportaciones equilibradas y saludables, resulta muy interesante que sepas cómo introducir el diente de león en tu dieta. Entre las alternativas con las que cuentas y que puedes elegir:

   1. Infusiones o tisanas

La forma más conocida y habitual de tomar diente de león es hacerlo en forma de bebida caliente o fría, a partir de una infusión o tisana. Se mantienen gran parte de sus propiedades, aunque no todas, pero es una forma sencilla y fácil de hacer.

   2. Caldos

Un idea muy saludable es incluir diente de león entre tus verduras y hortalizas preferidas para hacer caldo, combina muy bien con zanahorias, cebolla o apio que además tienen propiedades similares por lo que se refuerza el efecto.

   3. Verdura fresca

Para ensaladas u otros usos culinarios similar al que se hace con otras plantas de hoja verde como el berro o las espinacas. Es la mejor forma de disfrutar de todos los beneficios y aportaciones nutricionales del diente de león, ya que al tomarse de forma natural conserva todas sus propiedades.

   4. Zumo

No es frecuente de encontrar en las grandes superficies comerciales, pero si en comercios especializados en productos naturales como herbolarios o similares.

   5. Cápsulas o gotas

En los herbolarios y en farmacias encontrarás el diente de león en forma de cápsula o gotas por si prefieres añadirlo en estos formatos y controlar más directamente la aportación concreta de diente de león a tu organismo.

En cualquiera de estas formas o formatos de consumo, las características del diente de león serán siempre muy apreciadas por tu organismo, dada la gran cantidad de beneficios que concentra es fácil que sea una buena idea introducir en tu dieta -eligiendo tu forma preferida- el diente de león. Atrévete a innovar y prepara tu próxima ensalada con hojas de diente de león, la originalidad y la innovación de ese sabor amargo tan característico están garantizadas. Mientras te arriesgas en la cocina con este nuevo sabor, no pongas en juego tu tranquilidad y protección en tu propia vivienda y siempre disfruta de las mejores coberturas de tu Seguro de Hogar MAPFRE.



Comentarios (0)

Todavía no se ha publicado ningún comentario, sé el primero en escribir un comentario.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos