Cómo hacer una casita de jengibre

Publicado por Covadonga Carrasco, 02 Ene 2015

Comparte el artículo:   Linkedin Google Email WhatsApp

Receta de casita de jengibre

Si bien es cierto que hasta hace algunos años las galletitas de jengibre y los dulces de este tipo solo los veíamos en las películas norteamericanas, poco a poco estas delicias se han ido haciendo un hueco en nuestra gastronomía y no es complicado encontrarlas en las pastelerías.

LO QUE DEBES SABER...
  • Diversión: preparar una casita de jengibre con los más pequeños puede ser muy divertido para disfrutar estas Navidades.
  • Sencillez: esta receta es muy sencilla, por eso podemos hacer partícipes a los niños.
  • Tradición: es una de las recetas más tradicionales de Estados Unidos y que hemos importado en los últimos años.

Pero si lo que queremos es sorprender a nuestros invitados, pasar un divertido rato con los más pequeños de la casa cocinando o simplemente demostrarnos a nosotros mismos que somos capaces de hacer algo más que un par de huevos fritos en la cocina, es el momento de aprender a hacer una casita de jengibre. Si alguien recuerda el cuento de Hansel y Gretel, tendrá una pequeña idea de cómo puede ser el resultado final de nuestra casita de jengibre. ¡Manos a la masa!

 

Ingredientes para hacer una casita de jengibre

260 g de harina

150 g de mantequilla

100 g de azúcar moreno

5 g de bicarbonato

1 cucharadita de canela en polvo

1 cucharadita de jengibre en polvo

1 huevo

Sal

225 g de azúcar blanco

3 claras

Elaboración de la casita de jengibre

Lo primero que habrá que hacer será mezclar en un bol grande la harina tamizada, el bicarbonato, la canela, el jengibre, el azúcar moreno y una pizca de sal. Cuando esté todo bien ligado, añadiremos el huevo batido y la mantequilla a punto de pomada (medio derretida), y continuaremos con la mezcla hasta que quede homogénea.

Pondremos un poco de harina en una superficie en la que podamos amasar y estiraremos la masa con un rodillo para conseguir que tenga medio centímetro de espesor aproximadamente.

Después, en la bandeja del horno que habremos forrado con papel de horno, dejaremos reposar la masa en la nevera.

Pasada una hora aproximadamente, comenzaremos a cortar las piezas de la casita (paredes, tejado y base, como mínimo) y las meteremos en el horno a 180º durante un cuarto de hora hasta que se doren. Después, las sacaremos y dejaremos que se enfríen.

Para unir las piezas las pegaremos con merengue que prepararemos con el azúcar blanco y las claras montadas. Meteremos el merengue en una manga pastelera para que no haya exceso de producto y comenzaremos a unir las piezas de la casita de jengibre. Después, decoraremos la casita como más nos guste y ¡ya estará lista para disfrutarla!



Comentarios (1)

simeonediego842 comento el 02/01/2015 a las 11:42

Nunca he comido una casita de jengibre, pero me gustaría por todas las veces que las he visto en las películas.

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Dejar un comentario

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

Su email nunca será publicado ni compartido

* Todos los campos son obligatorios

Te recomendamos